Policía alerta sobre fraude en venta de perros en internet

La SSPDF recomendó no hacer ningún tipo de depósito sin antes revisar la autenticidad del criadero.
El nuevo reglamento de mascotas en Torreón contiene multas de hasta 68 mil pesos.
También sugirió revisar la autenticidad de los documentos que certifican el origen del perro. (Foto de Archivo). (Instagram Doug the Pug)

Ciudad de México

La Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal (SSPDF), a través de su Unidad de Ciberdelincuencia Preventiva (UCP), emitió diversas medidas de seguridad, referentes a la compra de perros en granjas o criaderos, que se ofertan en internet.

La Unidad de Ciberdelincuencia advirtió sobre la venta de cachorros de diversas razas en distintos portales de mercadeo o sitios web en los que se crea una razón social semejante a la de establecimientos de prestigio dedicados a este negocio.

Indicó que la venta se inicia mediante la cotización del perro en un portal web especializado, luego el defraudador establece las condiciones de entrega vía correo electrónico, donde da un número de cuenta a nombre de un particular, y un domicilio falso sobre la ubicación del criadero, comprometiéndose al envío sin costo alguno.

En un comunicado la SSPDF agregó que en estos sitios se publican imágenes de los cachorros, pero dichas imágenes son obtenidas de otros espacios públicos en la red, para que los compradores crean que las publicaciones son reales.

Además, los defraudadores indican que se debe realizar el pago por el costo total del perro, lo que incluye supuestamente un certificado de pedigree, tatuaje, chip de identificación, garantía de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) y factura de compra.

Sin embargo, una vez realizado el pago, la mascota no es enviada y se pierde contacto con el anunciante.

Por lo anterior, la Unidad de Ciberdelincuencia Preventiva recomendó no hacer ningún tipo de depósito sin antes revisar la autenticidad del criadero, además de corroborar que no tenga antecedentes negativos dentro de su portal e incluso evitar adquirir perros en perfiles creados dentro de las redes sociales.

Lo anterior, debido a que no existe garantía de la autenticidad de las publicaciones y mucho menos del vendedor.

También sugirió revisar la autenticidad de los documentos que certifican el origen del perro como el certificado de pureza racial, de registro inicial o certificado genealógico, debido a que los defraudadores lo único que entregan son los carnets de vacunación emitidos por clínicas veterinarias.