Hay 50 grupos del crimen organizado en Guerrero: fiscal

El titular de la Fiscalía General del Estado, Xavier Olea, dijo que de los 50 grupos del crimen organizado que operan en Guerrero, ninguno domina en las siete regiones del estado.
El fiscal de Guerrero, Xavier Olea, dijo que los captores huyeron al notar la presencia policiaca.
El titular de la Fiscalía General de Guerrero, Javier Olea. (José Antonio Belmont)

Chilapa, Guerrero

El titular de la Fiscalía General del Estado, Xavier Olea Peláez, dijo que por lo menos 50 grupos del crimen organizado se disputan el control de diferentes regiones del estado.

En el marco de la reunión del gabinete de seguridad en Chilapa, Olea explicó que en las siete regiones de la entidad no hay una organización delictiva que domine sobre las demás y agregó que la pulverización es una de las causas por las que la violencia se incrementa de manera considerable.

El funcionario estatal tomó como ejemplo la zona de Tierra Caliente en donde, dijo, células de la Familia Michoacana pelean con la banda de El Tequilero.

Explicó que en la zona de la Montaña y la región centro la pugna es entre Los Rojos y Los Ardillos, mientras que otras organizaciones surgen en el lado de la Sierra, en la Costa y en el puerto de Acapulco.

"La atomización de las organizaciones delincuenciales es tan evidente que hay células que tienen por lo mucho tres integrantes.

"No hay un grupo grande, entonces pues se pelean por el control de la droga en la zona de la Montaña, la baja Montaña y en la Tierra Caliente. Es la goma de opio que después se convierte en heroína la causa de esta pugna", dijo.

Aunque hasta el momento no se han detenido a los responsables de los secuestros y asesinatos de los últimos días, Olea Peláez sostuvo que se trabaja en la ruta para detener a los líderes, lo que puede incidir en la posible desarticulación de dichas organizaciones.

Dijo que se analiza al seno del Grupo de Coordinación Guerrero (GCG) la forma en que se puede trabajar, sustentados en labores de inteligencia para conseguir la detención de los líderes.

Aseguró que para lograr este objetivo es necesario que participen el Ejército, la Policía Federal y los órganos de investigación locales.