• Regístrate
Estás leyendo: Femicidas de Ecatepec se le fueron a la policía en 2012 y mataron a 8 más
Comparte esta noticia

Femicidas de Ecatepec se le fueron a la policía en 2012 y mataron a 8 más

ESPECIALES MILENIO | Entrevista

Hace seis años, policías ministeriales y una fiscal entraron a la casa de Juan Carlos "N" y Patricia "N"; sin embargo, no encontraron nada.
1 / 2
Publicidad
Publicidad

En 2012, policías ministeriales de la entonces Procuraduría mexiquense y la fiscal a cargo ingresaron al domicilio de Juan Carlos "N" y Patricia "N", presuntos feminicidas de Ecatepec, siguiendo una investigación por el crimen de una menor de edad.

"Se hizo una inspección general, estuvimos cerca, pero no se concretó", dijo el fiscal general del Estado de México, Alejandro Gómez, lo que hizo posible que la pareja, desde entonces a hace dos semanas que fue detenida, perpetrara ocho crímenes más, incluida una niña.

El propio Juan Carlos "N" lo confesó en su declaración ministerial. Afirmó que una fiscal lo entrevistó y que él tenía en su hogar los restos de la víctima que buscaban. Y reta que si la ministerial hubiera sospechado o hubiera entrado y visto el cuerpo, él la habría matado.

“Aproximadamente a las 4 de la mañana tuve una entrevista con los policías que investigaban la desaparición de una mujer, presentándose también la fiscal, entrevistó a ciertos vecinos; me llamó a mí, hizo preguntas y yo di la información. Temía que subiera a mi casa, porque ahí tenía a una víctima, esto fue como a la semana de que ella desapareció, aún tenía los restos de ella. Si subía y la veía, tenía que matar también a la fiscal”, declaró.

Juan Carlos afirma que estuvieron muy cerca de él en 2012. Pasaron seis años hasta su detención. ¿Nunca tuvieron un indicio, una sospecha, algo?


Hubo un primer acercamiento, incluso tenemos la declaración de estas dos personas de un caso. Evidentemente, ellos negaron saber qué es lo que habría pasado con esta pequeña cuando ya la habían matado.

Incluso nuestra agente del MP, nuestra fiscal ingresó al domicilio de estas personas, con la autorización de ellos e hizo una inspección muy general, pero principalmente en la azotea, pensando en encontrar un indicio ya sea en el tinaco, en la cisterna, alguna cosa así. No se encontró nada y se salió. Este señor incluso señala que de encontrar algo, de haber sospechado algo hubiese tenido que matar a la fiscal. Fue un primer acercamiento. Desde luego, en la medida que vayamos revisando cada caso, podríamos encontrar que estuvimos cercanos, pero no se concretó en ese momento la investigación.


¿Ahí que faltó?


Siempre falta. Bueno, no siempre. Nosotros tenemos que ir por datos que sean plenamente corroborados. Tener el indicio nos marca eso, una línea de investigación, acaso un sospechoso, pero hasta que no se pueden corroborar esos datos no estamos en condiciones de obtener una orden de aprehensión, un auto de vinculación a proceso y eventualmente una sentencia condenatoria.

Después de aquel episodio, la pareja continuó con sus crímenes y mató a siete mujeres y una menor de 10 años, siempre en la misma zona de Ecatepec. Por eso la fiscalía está completando las carpetas de investigación iniciadas en aquellas fechas y que corresponden a homicidios y desapariciones.

El propio Juan Carlos “N” reveló que había cometido crímenes en otros municipios del Estado de México y de Ciudad de México, por lo que la autoridad cruza de datos con la procuraduría capitalina. “Lamentablemente lo que nos ha declarado lo hemos corroborado. Al señalarnos cierto tipo de ropas, es lo que encontramos en los puntos donde nos indica”, comentó Gómez.

La fiscalía trabaja ahora en las carpetas de investigación y averiguaciones previas que datan de 2012 y que pudieran tener relación con víctimas o personas desaparecidas en la zona en cuestión, lo que incluye entrevistas con todas las familias. También revisa las sentencias y los imputados que hayan sido procesados por los delitos que presuntamente cometió la pareja de feminicidas a fin de que no haya nadie inocente en prisión.

“Es un tema que evidentemente estamos revisando, no queremos tener en la cárcel a nadie inocente de un crimen, y menos de uno de esta naturaleza. Haremos la investigación respectiva y de todo el proceso penal, de ser el caso”, dijo.

Hay que recordar que el propio Juan Carlos “N” afirmó que en al menos dos casos fueron detenidas personas ajenas, toda vez que nadie desconfiaba de él por ser “humilde y jodido”, hechos por los que tampoco, además de sus asesinatos, muestra arrepentimiento, igual que su pareja. Ambos están acusados de feminicidio, trata y violaciones a las leyes de inhumación y exhumación.


Estudio psicológico


Indicó que el estudio psicológico de Juan Carlos “N”, aplicado dentro de las 48 horas al momento de su detención, arroja que padece “distorsión de la personalidad de tipo psicótico”, mas “tiene capacidad para distinguir entre el bien y el mal”, mientras que de Patricia “N” presenta un “leve retraso mental”, pero es el mismo caso que su esposo, “tiene capacidad para distinguir” entre el bien y el mal.

“Esto es algo de la mayor relevancia, porque si eventualmente la defensa quisiera asumir el tema de la locura, de no estar en pleno ejercicio de sus facultades mentales, el estudio psicológico demuestra que sí tiene esta facultad de distinguir entre el bien y el mal, por lo tanto no es imputable”, dijo.

El fiscal confirmó a MILENIO que los cuatro hijos de la pareja están en el DIF estatal y con ellos también han trabajando en la parte de la investigación. “Obviamente tratándose de menores de edad se tiene que cumplir una serie de formalidades para asistirlos, como con psicólogos para efectos de alguna entrevista”.

Sin especificar el número de restos, el fiscal dio a conocer que han encontrado un tórax completo, varias pelvis, manos, pies, algunos cráneos y huesos. Y adelantó que ya buscan a El Bones (El Huesos, en español), presunto santero que le compraba restos a Juan Carlos “N”.

Asimismo ya se extrae de esos restos el perfil genético para confrontarlos con los familiares de las víctimas y, de resultar exitosa la confronta, entregárselos.

¿Qué genera una persona como este criminal? ¿Qué se debe romper para que alguien sea así?


Estamos viviendo en el país una ola de violencia muy clara, todos nos damos cuenta, no es privativo del Estado de México, pero este caso en particular no lo podemos atribuir a esta ola de violencia, este caso comenzó en 2012. Él señala dos eventos traumáticos que, a decir de él, son la causa: uno es el rencor contra su madre, que al parecer engañaba a su padre y obligaba al niño a observar cuando tenía relaciones sexuales con otros hombres, y el caso de una muchacha con la que tenía una relación sentimental, ella desapareció y eso le provocó odio a las mujeres. Así lo señala él puntualmente: “Tengo odio contra todas las mujeres”.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.