Detienen en SP a empleada domestica por presunto robo

Los hechos ocurrieron el sábado alrededor de las 17:00, en un domicilio de la colonia San Patricio, donde presuntamente la mujer intento apropiarse de joyeria y dinero en efectivo. 
Las autoridades encontraron en la bolsa dinero en efectivo, dolares y joyería diversa.
Las autoridades encontraron en la bolsa dinero en efectivo, dolares y joyería diversa. (Especial)

San Pedro Garza García

Una empleada doméstica fue detenida por la Policía de San Pedro cuando intentaba marcharse presuntamente con diversa joyería, dólares y dinero en efectivo que en suma alcanzaban un valor de un millón 700 mil pesos.

Los hechos ocurrieron el sábado alrededor de las 17:00, en un domicilio de la colonia San Patricio.

La mujer fue identificada como Benita Alvarado Fructuoso, de 33 años de edad y originaria del estado de México.

El Secretario de Seguridad Pública, Marcial Herrera, informó que la mujer había trabajado con anterioridad en la residencia. Posteriormente regreso y luego de una semana le comentó a su patrona que ya no seguiría laborando, sin precisar motivos.

La propietaria del domicilio se dio cuenta del hurto cuando acudió a su habitación para llevar el dinero correspondiente a la paga de una semana y encontró el cajón del closet abierto.

Remitió la denuncia a las autoridades por el faltante de dinero en efectivo y joyería.

Los elementos de Policía acudieron al domicilio ubicado en la calle Mallorca donde realizaron la revisión correspondiente a Alvarado Fructuoso y fue encontrado en su bolsa de mano 16 mil 400 pesos y mil 476 dólares, además de joyería diversa valuada en 50 mil dólares.

La mujer guardo el dinero entre algunas calcetas

Lo que no fue localizado fue un anillo de compromiso valuado en 500 mil pesos, así como 40 mil pesos en efectivo y tres mil dólares de los cuales dicha empleada se presume ya había sacado con anterioridad, dando un valor de total de aproximadamente un millón 700 mil pesos.

La mujer quedó detenida por robo a casa habitación y se fue puesta a disposición del CODE en el municipio de San Pedro, mientras las investigaciones en torno al caso continúan.