PGR ofrece recompensas por causantes de violencia en Guerrero

La dependencia gratificará con hasta 3 mdp por información que permita la captura de 13 delincuentes, entre ellos Santiago Mazarí Miranda, líder de Los Rojos, y Johnny Hurtado, líder de La Familia.
Santiago Mazarí es identificado como el jefe de plaza de Los Rojos en Morelos
Santiago Mazarí es identificado como el líder de Los Rojos. (Cortesía)

México

La Procuraduría General de la República emitió hoy un acuerdo en el que ofrece recompensas de un millón y medio de pesos y de tres millones de pesos, por información que permita la captura de 13 delincuentes identificados como responsables de la ola de violencia en los estados de Guerrero y Morelos, cuyos nombres cobraron relevancia a partir de la investigación que se inició contra los grupos criminales de esas entidades a raíz de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

Las gratificaciones más altas que la PGR pretende pagar a los denunciantes tienen como objetivo localizar y capturar a Santiago Mazarí Miranda Hernández, 'El Carrete', líder de Los Rojos, en Morelos y Guerrero, personaje que ha sido mencionado en la indagatoria del Caso Iguala; sicarios de Guerreros Unidos afirmaron que Mazarí tenía infiltrados entre los estudiantes de Ayotzinapa, estos últimos que según la investigación de la PGR fueron asesinados y sus cuerpos quemados en el basurero municipal de Cocula, versión que ha sido cuestionada por expertos que participan en el caso.

Asimismo, a 'El Carrete' se le vincula con el asesinato de la alcaldesa de Temixco, Gisela Mota; el delincuente ha logrado escapar en tres ocasiones de operativos de las fuerzas federales, el último de ellos en enero del presente año cuando la PGR, la Policía Federal y el Ejército catearon un rancho de su propiedad.

Otra de las recompensas de tres millones de pesos es por datos que ayuden a encontrar a Johnny Hurtado Olascoaga, 'El Pescado', líder de La Familia Michoacana, quien se oculta en Guerrero.

De acuerdo con una averiguación previa de la PGR que se integra de manera independiente y que derivó del caso Iguala, el jefe máximo de Guerreros Unidos, Sidronio Casarrubias Salgado, 'El Chino', confesó los presuntos nexos que alcaldes tienen con ésta y otras organizaciones delictivas y los negocios con empresarios, como el argentino Carlos Ahumada Kurtz.

MILENIO publicó que Sidronio Casarrubias declaró el 18 de octubre de 2014 ante el agente del Ministerio Público Federal que Carlos Ahumada es socio de Johnny Hurtado Olascoaga, motivo por el cual el empresario de origen argentino es investigado por su probable relación con organizaciones delictivas que operan en Guerrero.

La PGR ofrece también tres millones de pesos por información que le permita atrapar a Salvador Granados Vargas, 'El Chava Granados', quién opera en la Costa Grande de Guerrero; en 2011, la dependencia federal ya había ofrecido una recompensa de un millón de pesos por información que permita su detención, pero no obtuvo respuesta.

Uno más de los objetivos de la PGR es la localización de Eder Jair Sosa Carbajal, líder de La Barredora, célula criminal que es una escisión del cártel de los Hermanos Beltrán Leyva y que hoy trabaja con el cártel de Sinaloa. Por Eder se ofrecen tres millones de pesos.

Entre los delincuentes por quienes se ofrecen recompensas de millón y medio de pesos está también Salomón Pineda Villa, cuñado del ex alcalde de Iguala, José Luis Abarca, ex servidor público señalado por la PGR como presunto autor intelectual de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa. Salomón ha logrado escapar de diversos operativos implementados en su contra en Morelos.