• Regístrate
Estás leyendo: ¿Quién es ‘El Matanovias’?
Comparte esta noticia
Miércoles , 12.12.2018 / 22:35 Hoy

¿Quién es ‘El Matanovias’?

Jorge Humberto Martínez Cortés trabajaba en bares de la Zona Rosa y de la Condesa, es acusado de haber estrangulado a dos de sus parejas y de ocultar los crímenes como falsos suicidios.

1 / 2
Publicidad
Publicidad

Jorge Humberto Martínez Cortés fue detenido esta mañana en el municipio guatemalteco de Livingston.

Está acusado de haber asesinado a dos de sus parejas sentimentales: Yang Kyung Jun Borrego en 2014 y Campira Camorlinga Alanís en 2016.

TE RECOMENDAMOS: Interpol detiene en Guatemala a 'El Matanovias'

Mejor conocido como El Matanovias, Jorge Humberto, de 39 años, trabajaba en bares de la Zona Rosa y de la Condesa. Justo en un centro nocturno conoció a Yang Kyung, quien murió por estrangulamiento en 2014. Aunque la primera necropsia apuntaba al suicidio, familiares de la joven consultaron a peritos quienes apuntaron que en realidad podría tratarse de un asesinato.

En cambio, a Campira la conoció a través de una red social. Ella murió al interior de su departamento, en la colonia Santo Domingo, Coyoacán, el 31 de diciembre de 2016, un par de meses después de iniciar una relación con Martínez Cortés.

Las llaves del gas estaban abiertas, pero el acta de defunción indica que murió de asfixia por estrangulación, además presentaba huellas de violencia en el rostro y el torso.

TE RECOMENDAMOS: 'Matanovias' destrozó la vida de mi hermana en dos meses

La cámara de vigilancia de una casa vecina captó a Jorge Humberto entrando al departamento el día del homicidio y saliendo horas más tarde con una mochila al hombro.

El Matanovias era también un trota mundos. Iba en busca de las oportunidades y tomaba ofrecimientos para empleos temporales que le permitieran salir a otros estados.

Una ex novia de Jorge, que por cuestiones de seguridad pidió anonimato, lo describió a MILENIO como un hombre amable en lo público pero violento en lo privado.

A decir de esta ex pareja, Jorge Humberto es consumidor constante de distintas drogas y frecuentemente la invitaba a consumirlas; además de ser "un vividor", porque frecuentemente le pedía dinero o llegaba a dormir a su casa.

Amante de la tinta, Martínez Cortés llenó su cuerpo de tatuajes, un corazón roto y dividido en el cuello, una catrina en el brazo izquierdo y una estrella en el pecho, franqueada por la frase “Cada quien es dueño de su propio infierno”, son algunos de los muchos grabados que envuelven su cuerpo.

Con su detención, familiares de las víctimas confían en que se haga justicia y en que se esclarezcan las muertes de Campira y Yang Kyung.

nerc

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.