Acumula Puente Grande 16 quejas ante la CEDHJ

Señalan presuntos malos tratos a internos o a su visita, agresiones, alimentación insuficiente y falta de atención médica.
Los abusos se presentan también en contra de familiares de los presos en Puente Grande
Los abusos se presentan también en contra de familiares de los presos en Puente Grande (Fernando Carranza)

Guadalajara

Por presuntas violaciones a derechos humanos de reclusos en el Complejo Penitenciario estatal, ubicado en Puente Grande, de enero a abril de este año la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Jalisco (CEDHJ) ha recibido 16 quejas; en tanto que en todo el año pasado se abrieron 32 quejas de las cuales todavía hay expedientes en proceso de resolución.

De acuerdo con datos proporcionados por el organismo defensor, los ciudadanos agraviados señalan comúnmente presuntos malos tratos a internos o a su visita, supuestas agresiones a reclusos, alimentación insuficiente y falta de atención médica oportuna. En este último rubro, se duelen por ejemplo, de que tardan en autorizarles estudios y otros exámenes.

Las quejas incluyen presuntos hechos violatorios de derechos humanos ocurridos en el Reclusorio Metropolitano o de alta seguridad del Estado, en la Comisaría de Prisión Preventiva, en el Centro de Reinserción Social y en el Centro de Reinserción Femenil, con el mayor porcentaje en el de Prisión Preventiva.

En cuanto a años anteriores el promedio de quejas saltó de quince en 2013 a 32 en 2016, que ha sido hasta ahora el año con más quejas en la presente administración; en tanto que en 2014 se presentaron 22 y en el 2015 un total de 24.

El titular de la Primera Visitaduría General de la CEDHJ, Javier Perlasca Chávez, indicó en entrevista con MILENIO Jalisco, que este año no se han emitido recomendaciones como resolución a quejas relativas a los centros penitenciarios del estado. En tanto que el año pasado el organismo defensor emitió dos: la 1/2016 y la 11/2016.

La recomendación 1/2016 fue emitida el 29 de enero de 2016 por el multihomicidio de una familia que se registró al interior de un dormitorio de la Comisaría de Prisión Preventiva. Los hechos ocurrieron el 15 de marzo de 2015 cuando un interno asesinó a su mujer, a sus dos hijos y a su hijastra, utilizando un arma punzante que él mismo elaboró con un alambre.

El multihomicidio tuvo lugar durante la visita a la que tienen derecho los internos del centro en un dormitorio conyugal, al que pasó toda la familia pues afuera llovía.

En su indagatoria, la CEDHJ evidenció la insuficiencia de personal de custodia y vigilancia en ese centro de reclusión; situación que derivó en el lamentable hecho; dicha carencia es reiterada en el Diagnóstico 2015 de Supervisión a Centros Penitenciarios de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

Entre sus recomendaciones por este caso, la Comisión Estatal solicitó un análisis integral de las necesidades de la Comisaría de Prisión Preventiva, dotar de las instalaciones necesarias para que los internos cuenten con áreas adecuadas para talleres, visita íntima y visita familiar, y se amplíe la plantilla de personal de vigilancia y custodia.

Escasos dos meses después el organismo emitió la recomendación 11/2016 el 31 de marzo de 2016, tras la muerte de un interno quien fue golpeado por otros reclusos y abandonado en su celda donde falleció sin que hubiera custodios que intervinieran a tiempo; estos hechos también ocurrieron en la Comisaría de Prisión Preventiva.

La CEDHJ nuevamente vuelve a recomendar a la fiscal de Reinserción Social, Marisela Gómez de los Cobos, que se fortalezcan las medidas de seguridad en todos los módulos de la Comisaría de Prisión Preventiva; se instalen cámaras de circuito cerrado en lugares estratégicos; se realice el análisis integral sobre las necesidades de personal de vigilancia y custodia y "se amplíe esta plantilla de personal a fin de cubrir las necesidades en todos los reclusorios dependientes de la Fiscalía de Reinserción Social".

SRN