Definirán futuro de policías que prestaron sus armas a estudiantes

El alcalde de Cadereyta, Emeterio Arizpe, indicó que la Contraloría Interna analiza el caso de los uniformados que incurrieron en varias irregularidades.

Cadereyta

Será esta semana cuando se conozca la suerte de los ocho elementos de la Policía municipal de Cadereyta, que permitieron a estudiantes de una secundaria tomarse fotografías con sus armas largas.

El alcalde Emeterio Arizpe indicó que por el momento la Contraloría Interna lleva a cabo las averiguaciones, y no descartan el cese del comandante a cargo del grupo.

Consideró que el personal que acudió a la escuela secundaria de la comunidad de La Tinaja, en el vecino municipio de Santiago, cometió tres errores serios.

“Uno: Estar en un municipio ajeno al nuestro. Dos: Entrar a un plantel educativo con armas. Y tercero: Prestar esas armas largas a los alumnos”, dijo Arizpe.

Tras darse a conocer en este medio las faltas de los ocho oficiales junto con su comandante, el grupo fue inhabilitado y puesto a disposición de los altos mandos.

“Los elementos que participaron allá en esa acción, en esa escuela secundaria, están de momento suspendidos, y en esta misma semana debe estar concluido el procedimiento, y aplicando las sanciones correspondientes”, reiteró el alcalde.

La mañana del lunes hubo algunos problemas en el plantel de La Tinaja, pues varios miembros de la Sociedad de Padres de Familia se negaban a que hubiera clases, hasta en tanto no se resolviera la suerte de la directora ante la Secretaría de Educación.

“Pues yo me topé con que había dos o tres mujeres ahí impidiendo el paso. Entraban y salían los que ellas querían. Yo fui a preguntarles cuál era el motivo por el que cerraron la escuela, y les decía que estaban mal”, señaló la señora Silvia González.

Finalmente sí hubo clases, tomando en cuenta que muchos de los más de 120 alumnos del turno matutino habitan en comunidades alejadas.

Los padres ajenos al problema pidieron que continúe el curso de manera normal, que no se afecte a los estudiantes mientras se resuelve la situación.

“Si tienen problemas, que los arreglen en tiempos hábiles, y que en horas de clases dejen trabajar a los maestros. Sí, yo veo mal eso y varios compañeros estamos en contra de eso”, recalcó el señor Juan Luis Cisneros.

La mañana del lunes no se presentó la directora de la secundaria número 61, Sergio Montalvo Garza, y al parecer ya no lo hará, por indicaciones de la Secretaría de Educación.