Periodistas de Tlapa denuncian a integrantes del MPG

Los comunicadores acusan al Movimiento Popular Guerrerense de secuestro, privación ilegal de la libertad, agresiones e intento de homicidio.
Ayer manifestantes cerraron dos tiendas en Chilpancingo en solidaridad con desaparecidos.
Dijeron que esta es la primera vez que agreden a un grupo de periodistas, pues el Movimiento Popular Guerrerense ya lo ha hecho con diputados y otros ciudadanos. (Jorge Dan/Reuters)

Ciudad de México

Periodistas de Tlapa de Comonfort denunciaron en la Procuraduría General de la República al Movimiento Popular Guerrerense por los delitos de secuestro, privación ilegal de la libertad, agresiones e intento de homicidio, en agravio de varios comunicadores.

La denuncia derivó de la retención ilegal por parte del MPG de más de 60 periodistas el 13 de diciembre, en el municipio de Tlapa de Comonfort; es ese lugar estaban reunidos los informadores con sus familias para participar en la ceremonia de entrega de reconocimientos a los comunicadores de las siete regiones del estado.

Miguel Ángel Mata Mata, uno de los denunciantes en la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos Cometidos contra la Libertad de la Expresión de la PGR, indicó que los integrantes del MPG los golpearon, humillaron, los pasearon por la plaza pública y les aplicaron un supuesto juicio popular y los condenaron a pedir disculpas ante una multitud. Después los volvieron a humillar.

Dijo que lo sucedido es un "gran atentado a los derechos humanos"; aseguró que en Guerrero se han presentado otros casos contra periodistas, pero estos no se han magnificado.

El comunicador afirmó que el Movimiento Popular Guerrerense "tiene un aparato de propaganda que convierte en verdades las mentiras de ellos; eso querían hacer con nosotros".

Y agregó: "al siguiente día de lo que nos pasó, ellos difundieron por cierto, en medios de comunicación y en las redes (sociales) que nosotros fuimos los agresores, y no fue así. Ellos nos agredieron".

En el salón de fiestas donde se realizó la ceremonia, abundó, se encontraban 60 periodistas con sus esposas e hijos; después los integrantes del MPG encerraron a cinco informadores en el salón de cabildos, entre ellos, a él.

Por su parte, Brenda Nava Mancilla, delegada de la región de la montaña de Tlapa de Comonfort y quien fue una de las cinco encerradas en el salón de cabildos, explicó que el Movimiento Popular Guerrerense la dejó salir a ella y sus compañeros bajo la condición de que realizaran un pago de tres mil pesos.

"Hicimos un pago de tres mil pesos y nos obligaron a que saliéramos a la plaza pública a pedir disculpas y a que nosotros dijéramos que los habíamos agredido; de esa manera, fue como nos pudieron dejar libres", enfatizó.

Nava Mancilla aseguró que fueron advertidos por el movimiento de que en caso de negarse a pedir disculpas, "los iban a linchar o a llevar a una cárcel que ellos tienen en Espinalillo, de la policía comunitaria".

Ambos denunciantes, dijeron que esta es la primera vez que agreden a un grupo de periodistas, pues el Movimiento Popular Guerrerense ya lo ha hecho con diputados y otros ciudadanos.