Buscan indagar cuentas de padres que deben pensiones

La Comisión de Tribunales de Justicia del país firmará hoy un convenio con la CNBV para que sean investigadas las cuentas de los padres que se niegan a entregar pensión y éstas sean embargadas.
Incrementan casos de evasión de pensión alimenticia
En los últimos seis años, en la Ciudad de México se registraron 184 mil 124 juicios de divorcio y 86 mil 517 demandas por pensiones alimenticias. (Especial)

Ciudad de México

En los últimos seis años, en la Ciudad de México se registraron 184 mil 124 juicios de divorcio y 86 mil 517 demandas por pensiones alimenticias y aunque siete de cada diez niños de padres separados no recibe lo suficiente para su manutención, sólo hay 66 personas inscritas como deudores alimentarios.

Ante esta situación la Comisión Nacionales de Tribunales Superiores de Justicia del país firmará hoy un convenio con la Comisión Nacional Bancaria y de Valores para que sean investigadas las cuentas de los padres que se niegan a entregar pensión y éstas sean embargadas.

El presidente de la Conatrib, Edgar Elías Azar, explicó que este convenio facilitará la entrega de recursos económicos para los hijos de padres separados cuyo derecho es una garantía que no debe tener excusa para ser cumplida.

"Es verdaderamente importante esta firma de convenio con la Comisión Nacional Bancaria y de Valores porque así podremos por la vía judicial que se ordene investigar cuentas bancarias para hacer cumplir las pensiones alimenticias", adelantó.

El acercamiento con la CNBV surgió ante la resistencia de los padres de garantizar vestido, alimento y educación a través de largos juicios en materia familiar que se conjugan hoy en día con limitantes jurídicas.

De acuerdo con un informe del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, de los 184 mil 124 juicios de divorcio, 54.7 por ciento de las demandas son interpuestas por mujeres, otro 35.6 por ciento toman la iniciativa los hombres y solo en 9.8 por ciento la disolución del vínculo matrimonial es de mutuo acuerdo.

Las mismas estadísticas sostienen que de las 86 mil 517 demandas por pensión alimenticia, el 90 por ciento es requerido por la madre al quedarse como jefa de familia y al cuidado de sus hijos, mientras que el otro 10 por ciento lo exige el marido.

Rosa María se separó del padre de sus hijos hace cuatro años. Ella, administradora de profesión, siempre se quedó al cuidado de sus tres hijos. Después de 15 años de matrimonio llegó el divorcio.

Mauricio, su marido le entregaba dos mil pesos mensuales para su manutención y una casa que recién habían construido. Aunque ella exigió un incremento, el juez se vio imposibilitado favorecerla.

Durante el juicio para demandar la pensión alimenticia, su marido había exhibido un recibo que comprobaba un sueldo de apenas seis mil pesos mensuales, que a decir de Rosa María no correspondía a "otros" ingresos económicos que en suma superaban los 60 mil pesos.

"Yo exigí que investigaran sus cuentas bancarias, sus ingresos bajo comisión y complemento a su sueldo mínimo, pero el juez de lo familiar me dijo que eso no podía hacerlo", explicó.

Otros alegatos que presentan los padres para entregar una menor cantidad de dinero o simplemente no entregarla es declararse en estado de insolvencia intencional, renuncian a su empleo o acuerdan con la empresa percibir un salario mínimo.

Ante todas esas irregularidades que provocan estado de vulnerabilidad en los hijos, en la ciudad se creó un Registro de Deudores Alimentarios Morosos sustentado en el Código Civil y Penal para el DF, en la que son inscritos aquellos padres que dejan de pagar tres veces consecutivas las pensiones.

Sin embargo, son pocos los que son inscritos en esta lista que bajo comprobación judicial puede ser modificada, es decir, que desde el año pasado a la febrero pasado solo han sido inscritos 66 personas, de las cuales 10 han pedido su cancelación en el registro.

Según el presidente de la Conatrib, después de que sea firmado el acuerdo, se podrán investigar judicialmente las cuentas bancarias para que en pocas semanas puedan embargarse. Esta disposición operará en todo el país.