Cámaras de patrulla en la que se detuvo a Marco no funcionaban desde noviembre

La Procuraduría capitalina informó que desde el 8 de noviembre las video cámaras se encontraban averiadas debido a un corto circuito en el mecanismo del sistema eléctrico.

Ciudad de México

La Procuraduría General de Justicia capitalina informó que las cámaras instaladas en la patrulla en la que detuvieron al estudiante Marco Antonio Sánchez Flores se encontraban averiadas desde el 8 de noviembre de 2017 debido a un corto circuito.

En un comunicado, la dependencia indicó los avances de la investigación relacionada con la detención por alrededor de cinco minutos del adolescente en Acapotzalco.

TE RECOMENDAMOS: Minuto a minuto: la detención de Marco Antonio

Peritos especializados comprobaron que las video cámaras instaladas en la patrulla relacionada con los hechos se encontraban averiadas desde el 8 de noviembre de 2017, debido a un corto circuito en el mecanismo del sistema eléctrico.

"De acuerdo con los registros de la SSPCDMX, en esa fecha se tiene el último video captado por el sistema de la patrulla en cuestión", indica el comunicado.

Videos de cámaras de seguridad captaron los últimos minutos antes de que el estudiante de la Preparatoria 8 desapareciera durante cinco días tras ser detenido por policías capitalinos.

Durante ese lapso, al joven de 17 años se le ve correr por el carril del Metrobús, entrar a la estación, ser interceptado y sometido por policías hasta que lo suben a la patrulla. El C5 captó cinco imágenes de la trayectoria del vehículo después de la detención.