Han muerto 532 plagiados desde 2010, dice Miranda

Suman 357 víctimas en la presente administración; el mayor número en el Edomex, Guerrero, Veracruz, Tamaulipas y Jalisco.

México

Durante abril los plagios aumentaron 7.8 por ciento en relación con el mes anterior, aseguró Isabel Miranda de Wallace, presidenta de la Asociación Alto al Secuestro, quien también dio a conocer que de 2010 a la fecha han muerto 532 personas en el país víctimas de ese delito.

Explicó que, de acuerdo con información oficial, “357 secuestrados” perdieron la vida en la presente administración, periodo en el que se han registrado 2 mil 577 plagios, lo cual quiere decir que 14 por ciento de las víctimas fueron muertas en cautiverio.

Puntualizó que no todas las entidades proporcionaron la información solicitada.

Al dar a conocer el balance mensual sobre el comportamiento de este delito en México, Wallace subrayó que 80 privados de la libertad murieron en 2010 y en 2011 fueron 83.

En el presente sexenio, abundó, la cifra de quienes fallecieron por ese delito se incrementó: en 2012 se reportaron 77 casos; en 2013 hubo 133; en 2014 se presentaron 124 y en lo que va de 2015 han muerto 23.

“Sin embargo, déjenme hacer una acotación, que por desgracia no confiamos completamente en las cifras que ha proporcionado la autoridad, porque prueba de ello es que en el caso de Ayotzinapa, donde hubo 43 estudiantes muertos, pues curiosamente la PGR ya dijo cómo murieron… Y ya los dieron por muertos y no los contabilizan como muertos en cautiverio”, explicó.

Señaló que el mayor número de víctimas privadas de la vida se presentó en el Estado de México, con 59 casos; Guerrero, con 36; Veracruz, con 33; Tamaulipas, con 31, y Jalisco con 28.

La activista denunció que diez entidades no respondieron la petición de información sobre el número de muertos por secuestro: Chiapas, Coahuila, Guanajuato, Tabasco, Chihuahua, Colima, Nayarit y Yucatán, ésta última, dijo, no le preocupa, porque ahí no se han suscitado secuestros en esta administración.

Mientras que Durango se reservó la información sobre el número de personas que fallecieron durante plagios y Michoacán respondió que no cuenta con registros en el tema.

Miranda puntualizó que de 2010 a la fecha se han documentado 5 mil 710 secuestros, que se desglosan de la siguiente manera: 197 al casos por mes, 49 por semana y siete secuestros al día.

En ese sentido, declaró que los secuestros aumentaron 7.8 por ciento en abril del presente año, ya que se registraron 138 eventos, mientras que en marzo se denunciaron 128.

Tortura

La presidenta de Alto al Secuestro dijo que es preocupante que no existan criterios o estándares para definir qué es la tortura, situación que busca ser aprovechada por 2 mil 500 reos del orden federal que solicitaron la aplicación del Protocolo de Estambul, con la intención de echar sus procesos penales abajo.

A esto se suma que tal parece que el Poder Judicial “quiere reventar” a las policías, procuradurías y dejar en libertad a mucha gente, por la supuesta tortura.

“Ni existen verdaderamente los mecanismos claros para poder determinar qué es tortura... pero lo que nos preocupa es que no existan criterios bien definidos, están abriendo la puerta entre criterios muy altos, estándares de prueba muy altos con una policía que no está capacitada.

“Y en medio, jueces confundidos, quienes incluso tienen temor a ser sancionados por la propia Corte si no hacen lo que las tesis refieren. Déjenme decirles que lo que aquí nosotros, las víctimas, estamos pidiendo es no quedarnos sin justicia, esto va a crear una revolución en el (nuevo) sistema (de justicia penal). Se está negociando en el nuevo sistema penal acusatorio sin tomar en cuenta a las víctimas”, manifestó.

En conferencia de prensa, en la que dio a conocer el balance sobre los índices de secuestros en el país, subrayó que se está “a punto de colapsar el sistema”, si no se pone un alto a este problema.

Por eso pidió que en todas las averiguaciones previas en las que ya fue investigada la tortura no se vuelvan a reabrir los casos, porque de lo contrario las víctimas no van a tener acceso a la justicia.

Manifestó que está sorprendida, porque a pesar de la tecnología que hay para ubicar y detener a un delincuente, los policías no puedan hacer una buena  investigación, sin que deban torturar o someter a trato cruel a un sospechoso.



[Dé clic sobre la imagen para ampliar]