Muere familia por intoxicación con monóxido de carbono

Las personas preparaba la cena de Año Nuevo cuando ocurrió el accidente; los cuerpos llevan al menos un par de días de evolución cadavérica. 

Guadalajara

Se intoxicaron con la combustión de los tamales que preparaban para la cena de Año Nuevo un hombre, su esposa e hija en una finca sin ventilación de la calle Olivo Frantoio, Fraccionamiento Olivos I, en el municipio de Ixtlahuacán de los Membrillos.

Familiares de los difuntos los identificaron de manera preliminar como Juan Catalán Peña, de 47 años, María Leticia Alejo Simón, de la misma edad y Karla Ivonne Catalán Alejo, de 24 años.

Cuando los paramédicos ingresaron después que un vecino reportó olores fétidos provenientes de una fina ubicada casi en esquina con la calle Olivar Mediterráneo, únicamente pudieron corroborar que ya llevaban al menos un par de días de evolución cadavérica.

Los tamales estaban en una olla y al parecer los habían dejado calentando desde la noche del 30 de diciembre y, debido a la ausencia de ventilación en la casa, el monóxido de carbono se habría concentrado en toda la finca de una sola planta con consecuencias fatales.

Resguardaron la zona desde minutos antes de las 17:00 horas policías municipales y estatales, y bomberos de Ixtlahuacán y del estado acudieron para auxiliar la extracción de los cadáveres para entregarlos a personal del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses.