Denuncia irregularidades mamá de presunta degolladora

La mamá de Itzel Nayeli dijo que agentes de la Procuraduría mexiquense irrumpieron en su casa sin una orden judicial y se llevaron varios objetos.
Detienen a “La Degolladora” de Chimalhuacán (Milenio Televisión )

Nezahualcóyotl

Durante una audiencia por el caso de la "Degolladora de Chimalhuacán", la madre de Itzel Nayeli declaró que antes de la detención de su hija agentes ministeriales mexiquenses irrumpieron en su domicilio, sin orden de cateo, de donde sustrajeron ropa de su otra hija, zapatos, cuchillos, entre otros objetos.

Por su parte, la defensa, familiares y amigos coincidieron que Itzel Nayeli no se encontraba en el municipio de Chimalhuacán durante el tiempo que se cometieron los ataques, pues desde el 16 de septiembre hasta el 8 de octubre, se refugió en un domicilio ubicado en el municipio vecino de Nezahualcóyotl.

La mañana de este martes en la sala número 4 de los Juzgados de Control, Juicio Oral y Ejecución de Sentencia del penal Neza-Bordo, de Nezahualcóyotl, se realizó la audiencia de desahogo de pruebas por el delito de lesiones graves en contra de Itzel Nayeli, segunda acusación en su contra, de acuerdo con la carpeta de investigación relacionada con la Causa Penal 1128/15.

Durante la audiencia, el abogado defensor, David Salgado Arteaga, presentó como testigo a la mamá de la imputada, quien narró que el pasado 25 de septiembre cinco agentes de la Procuraduría mexiquense acudieron a su domicilio en busca de su hija, quien es señalada como la presunta responsable de cometer varios ataques con un arma blanca entre el 13 y 18 de ese mismo mes en esa localidad.

Manifestó que sin mostrar una orden judicial y sin el consentimiento de la familia, los ministeriales se introdujeron al inmueble y sacaron de un ropero varias prendas, entre ellas dos chalecos de Rocío Guadalupe -hermana de Itzel Nayeli- y unos tenis.

Precisó que uno de los judiciales le quitó a su hija Rocío Guadalupe su celular, donde tenía algunas fotografías de su hermana y sin su autorización las envió a su teléfono móvil a través de whats app, imágenes que fueron difundidas después en las redes sociales.

Asimismo, dijo, los ministeriales se llevaron dos cuchillos de su cocina.

También señaló que la obligaron a firmar unas hojas, aunque casi no sabe leer ni escribir. "Me dijeron que tenía que cooperar porque si no encontraban a Nayeli se iban a llevar a Rocío Guadalupe".

En la diligencia el abogado defensor sostuvo que las pruebas aportadas por el agente del Ministerio Público carecían de validez por la forma en las que fueron obtenidas, a lo que el representante de la PGJEM dijo que todas las pruebas recabadas del caso han sido apegadas a la ley.

La juez de la Causa, María del Rocío González Ferreira, fijo este miércoles 21 de octubre como fecha para la realización de la audiencia en la que se vinculará o no a proceso a la imputada.

El pasado 12 de octubre Itzel Nayeli fue vinculada a proceso por el delito de homicidio calificado en grado de tentativa, por las lesiones que le provocó a un compañero de trabajo, por lo que deberá permanecer en reclusión mientras se dicta sentencia.

Por su parte, familiares, amigos y la defensa aseguraron que entre el 14 y 18 de septiembre de este año, cuando se registraron las agresiones en Chimalhuacán, la imputada se encontraba en un domicilio del vecino municipio de Nezahualcóyotl, a donde huyó tras agredir con arma punzo cortante a un compañero de trabajo que la había golpeado, suceso que ocurrió el pasado 13 de septiembre.

"Ella no estuvo en Chimalhuacán durante el tiempo que se cometieron los ataques, ella estuvo en la casa de Sergio (uno de sus amigos), porque ya sabía que la estaban buscando y cuando ella se enteró se fue a su casa. Ella es inocente de todas las agresiones que se cometieron en Chimalhuacán", apuntó Rocío Guadalupe, hermana de Itzel Nayeli.