• Regístrate
Estás leyendo: Llevan a la SEIDO a 'El Ingeniero', de los Arellano Félix
Comparte esta noticia

Llevan a la SEIDO a 'El Ingeniero', de los Arellano Félix

Fernando Sánchez Arellano, quien heredó el control del cártel de sus tíos Arellano Félix, fue detenido ayer por fuerzas federales en el fraccionamiento Ceceña, de la delegación La Mesa.

Publicidad
Publicidad

Fernando Sánchez Arellano, El Ingeniero, actual líder del cártel de Tijuana, fue trasladado hoy a las instalaciones de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO), en el Distrito Federal, después de ser detenido ayer en Tijuana.

El sobrino del clan Arellano Félix fue arrestado en un operativo por elementos del Ejército, en el que participaron también agentes de la Procuraduría General de la República, en el fraccionamiento Ceceña, de la delegación La Mesa de Tijuana.

Tras la detención, Sánchez Arellano fue enviado a la Base Aérea Militar número 12, donde lo mantuvieron bajo resguardo hasta las 6:20 horas de este martes, en un avión militar de dos motores que arribó a la zona a las 4:38 de la mañana.

Hasta las 7:00 horas de este martes, las autoridades se habían mantenido herméticas sobre el operativo, pero trascendió que hay otros detenidos.

Sánchez Arellano es hijo de Enedina Arellano Félix, considerada el "cerebro financiero" del cártel Arellano. Mantuvo una confrontación con Teodoro García Simental, El Teo, entre del 2008 al 2010.

De la mano de los hermanos Arellano Félix, el cártel de Tijuana llegó a dominar buena parte del tráfico de drogas desde México hacia Estados Unidos en la década de 1990, aunque tras la captura o muerte de ellos, la organización comenzó a debilitarse.

El liderazgo de Sánchez en el cártel ocurrió mientras eran detenidos algunos de sus tíos, como Javier Arellano Félix, quien fue arrestado por la Guardia Costera de Estados Unidos en aguas internacionales frente a la costa de la península de Baja California en 2006 y más tarde condenado en San Diego a 40 años de prisión.

En el transcurso de los siguientes dos años, un lugarteniente de la organización, Teodoro García Simental, se disputó el control y se inició una batalla que convirtió a Tijuana en una de las ciudades más violentas de México, con tiroteos durante el día, decapitaciones y cadáveres mutilados colgando de puentes.

Sánchez estaba debilitado cuando Simental fue arrestado en México en 2010, lo cual abrió una rendija para la entrada en la ciudad fronteriza del cartel rival de Sinaloa, que comenzó a ganar el control de varios lugares de la localidad y su codiciado corredor de contrabando hacia San Diego.

En mayo de 2013 la DEA incluyó a Sánchez entre los seis narcotraficantes más influyentes en la región.

Gary Hill, un agente de la DEA a cargo de la oficina en San Diego, dijo entonces que Sánchez era "casi como un fantasma" e incluso afirmó que "él no tiene control, poder".

Hill desestimó reportes que señalaban que Sánchez había alcanzado una tregua con el cartel de Sinaloa, cuyo líder Joaquín "El Chapo" Guzmán había sido un rival permanente de sus tíos desde principios de la década de 1990. Guzmán fue arrestado por fuerzas mexicanas en febrero.

El Ingeniero es uno de los delincuentes más buscados por autoridades de Estados Unidos.


Con información de AP

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.