• Regístrate
Estás leyendo: "La Tuta" y sus hermanos, ‘maestros’ del crimen
Comparte esta noticia

"La Tuta" y sus hermanos, ‘maestros’ del crimen

Aquiles, Luis Felipe y Servando están titulados como licenciados en educación primaria; estudiaron en una escuela Normal en Arteaga, pero cambiaron las aulas por el terrero del narco.

Publicidad
Publicidad

Servando Gómez Martínez, "La Tuta", y sus hermanos tienen título: son licenciados en educación primaria y son presuntos delincuentes, según la Procuraduría General de la República.

El líder de Los Caballeros Templarios tiene al menos tres hermanos: Flavio, Aquiles y Luis Felipe, "El Guicho".

El primero en titularse como profesor en educación primaria fue Luis Felipe. En 1987 obtuvo su cédula con el número 1136171. Estudió en el Centro Regional de Educación Normal de Arteaga, Michoacán.

Sus hermanos Servando y Aquiles le siguieron los pasos. "La Tuta" aparece en el Registro Nacional de Profesionistas con la cédula 1576654 expedida en 1991, con la carrera de profesor en educación primaria. Estudió de 1981 y 1985 en la misma escuela normal que su hermano. Después dio clases en la escuela Melchor Ocampo que está ubicada a la salida de la cabecera municipal de Arteaga.

Aquiles tiene el número de cédula 2424081, expedida en 1997 con la misma profesión y mismo plantel.

Flavio no aparece en la base de datos del Registro Nacional de Profesionistas.

Según la agencia de noticias EFE, Aquiles, Flavio y Luis Felipe son considerados por la Procuraduría General de la República como los principales operadores de Los Caballeros Templarios. La PGR ofrece 30 millones de pesos por el paradero de Servando.

El 16 de agosto de 2009, agentes de la Policía Federal detuvieron a Luis Felipe con su madre, María Teresa Martínez Castañeda, y otras cuatro personas en Arteaga, por estar presuntamente vinculadas con la organización criminal La Familia Michoacana.

Tres días después, el agente del Ministerio Público federal decretó liberar con reservas de ley a la mamá de "La Tuta", por falta de elementos que comprobaran perteneciera al cártel michoacano.

El 3 de noviembre de 2009, un juez giró una orden de aprehensión contra los otros cinco sujetos, por los delitos de delincuencia organizada, contra la salud, portación de arma de fuego y posesión de cartuchos, ambos de uso exclusivo de las fuerzas armadas.

Los cinco aprehendidos fueron internados en el Centro Federal de Readaptación Social número 3 Noreste, ubicado en Matamoros, Tamaulipas.

La PGR informó en esa ocasión que los cinco estaban bajo el mando de "La Tuta" y realizaban funciones de halcones, participaban en levantones, ejecuciones, venta de drogas y compra de armas. "La función de Luis Felipe Gómez Martínez consistía en estar presente en las entregas de narcótico para verificar que estuviera completo".

Sobre Flavio, la entonces Secretaría de Seguridad Pública federal informó en 2009 la detención de seis presuntos integrantes de La Familia Michoacana. La dependencia explicó que Armando Quintero Guerra, "El Licenciado", era presunto operador financiero de 'La Tuta' y de Flavio.

De "La Tuta" se habla bastante en Michoacán y en los medios nacionales. Las autoridades lo buscan en la Sierra y hasta en los matorrales. Su captura "es la cereza del pastel" del operativo desplegado en esa entidad, dijo Alfredo Castillo.

Aquiles tuvo otro destino. La Procuraduría de Michoacán informó este viernes que su cuerpo fue hallado con un balazo a la altura del paladar, en una casa del puerto de Lázaro Cárdenas.

Esa dependencia dio a conocer que tras realizarle la prueba de Rodizonato de Sodio en ambas manos, arrojó positivo en una extremidad, por lo que puede tratarse de un suicidio al verse acorralado por agentes federales.

En la habitación fue localizada una pistola calibre .9 milímetros, con dos cargadores y una caja con 50 balas.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.