Cada mes se comete un homicidio en las cárceles de la capital

Además de una pistola, en los diversos penales se han decomisado 10 mil 162 armas blancas.
Los 22 policías detenidos rendieron su declaración preparatoria ante el juez primero del ramo penal, en el Cereso de Acapulco.
(Javier Trujillo)

Ciudad de México

En los penales del Distrito Federal se ha cometido un homicidio en promedio cada mes durante la actual administración.

La falta de medidas de seguridad ha propiciado que al menos 34 reos hayan sido asesinados entre el 5 de diciembre de 2012 y el 31 de marzo de 2015, según un informe de la Subsecretaría del Sistema Penitenciario.

Una de las víctimas fue ejecutada por disparo de arma de fuego que fue ingresada al Reclusorio Oriente. Otros 25 internos presuntamente se han suicidado en el periodo de referencia.

En contraparte con esta situación de violencia, autoridades de la red carcelaria de la Ciudad de México pretenden obtener la certificación de la Asociación Americana de Correccionales (ACA por sus siglas en inglés).

Esta se otorga por alcanzar estándares de operación de la más alta calidad en rubros como seguridad, alimentación, higiene y atención médica a reos, entre otros aspectos, similares a los que rigen las prisiones de Estados Unidos.

De acuerdo con el reporte de la Subsecretaría del Sistema Penitenciario del DF, en el interior de los penales se han decomisado un arma de fuego con la que se cometió un homicidio en el Reclusorio Oriente.

Además de 10 mil 162 armas blancas, de las cuales 7 mil 766 eran puntas (hechizas con diversos materiales) y 2 mil 396 navajas.

El documento con el número de oficio SG/DEJDH/OT/0428/2015, obtenido a través de la ley de transparencia, la subsecretaria informó que el Reclusorio Preventivo Varonil Norte es el más peligroso, con 12 homicidios entre el 5 de diciembre de 2012 y el 31 de marzo pasado.

De estos asesinatos, ocho se cometieron en 2013, tres en 2014 y uno en el presente año, En el Reclusorio Sur se perpetraron cuatro asesinatos, dos en 2013 y dos en 2014. En el Oriente se registraron seis, tres en 2013, dos en 2014 y uno en 2015.

La Penitenciaria del Distrito Federal registró cinco homicidios, cuatro en 2013 y uno en 2014; en el Centro Varonil de Reinserción Social Santa Martha Acatitla hubo cinco crímenes, uno en 2012, tres en 2013 y uno en 2014.

En el Módulo de Alta Seguridad (Diamante) se efectuaron dos asesinatos, uno en 2013 y otro en 2014.

Los sistemas de seguridad en la red penitenciaria del Distrito Federal han sido vulnerados, pues un reo logró utilizar una pistola con la que el 4 de junio de 2014 asesinó a otro interno en el Reclusorio Oriente.

Con una pistola calibre .38 milímetros, Javier Páez Ramírez disparó dos veces a Carlos García González en un gimnasio del centro penitenciario, donde presuntamente tampoco se encontraba el personal de custodia.

Informes penitenciarios revelaron entonces que el agresor fue encarcelado el 27 de enero de ese año por el delito de robo y cumplía una condena de 2 años y 10 meses.