Exhuman cuerpo de menor extraviada en Chihuahua

Fue enviado a la fosa común del Panteón Municipal de Gómez Palacio, ya que no se identificó a la joven de 14 años, encontrada con un disparo en la cabeza en Lerdo el pasado 20 de julio.

Gómez Palacio, Durango

El cuerpo de una mujer que fue llevada a la fosa común en julio de 2013, tras no ser identificada, fue exhumado del Panteón Municipal de Gómez Palacio, tras confirmarse que se trataba de una menor con reporte de desaparición en Ciudad Juárez, Chihuahua.

En el transcurso de la semana, la exhumación se llevó a cabo por parte de las autoridades correspondientes y personal de servicios periciales.

En la Vicefiscalía Región Laguna Durango, se recordó que el pasado 20 de julio por la tarde, las autoridades ministeriales dieron fe del deceso de una mujer, la cual fue encontrada sin vida en las parcelas de la colonia San Isidro de Lerdo.

Fue encontrada con un disparo en la cabeza

Presentaba a simple vista una herida producida por arma de fuego en la cabeza, sin embargo, en el lugar de los hechos no fue encontrado ningún casquillo percutido, con lo que se dedujo que fue asesinada en otro sitio.

Fue descrita como una joven de menos de 20 años, con una estatura de 1.50 metros aproximadamente, delgada, morena, con cabello largo y negro, la cual vestía una blusa sin mangas color naranja con blanco, pantalón rosa, calcetines blancos y tenis blancos.

El cuerpo permaneció varios días en la morgue y trascurrido el tiempo para ser reclamado, fue trasladado a la fosa común.

Sin embargo, en su momento se dio a conocer que la Fiscalía de Chihuahua se puso en contacto con las autoridades de la Vicefiscalía Región Laguna, ya que las características coincidían con la descripción de una persona de 14 años reportada como desaparecida en Ciudad Juárez, Chihuahua.

Los resultados llegaron la semana pasada

Tras dichos indicios, antes de ser mandado el cuerpo a la fosa común, se tomó una serie de muestras de ADN, las cuales se enviaron a analizar.

Fue hasta inicios de la semana pasada, cuando llegaron los documentos a las autoridades en Lerdo, Durango, donde se corrobora que la joven era la persona extraviada de Ciudad Juárez, quien fue reconocida como Ana Karen Arreola Hernández.

Sus familiares y autoridades, solicitaron que el cuerpo fuera exhumado y sus restos trasladados al Estado de Chihuahua, donde se entregarían a los familiares.

El caso aún se encuentra abierto y continúa en investigación por parte de los agentes de la Dirección Estatal de Investigación (DEI), para dar con el paradero de él o los responsables de su muerte.