Detienen a escolta de ex jefe policiaco de Ciudad Juárez

Julián Leyzaola Pérez, quien sobrevivió a un ataque hace unos días, será investigado luego de la detención de su escolta José Luis Arreola, quien es señalado por la muerte de cuatro jóvenes.

Chihuahua

Un agente de la policía municipal y escolta del ex secretario de Seguridad Pública, Julián Leyzaola Pérez, fue detenido por la ejecución de cuatro jóvenes que fueron ‘levantados’ por agentes municipales. El ex jefe policiaco será investigado también por estos hechos.

La Fiscalía General del Estado (FGE) informó que el agente José Luis Arreola Rodríguez y otros de sus compañeros ejecutaron a cuatro jóvenes y dejaron “viva” a una menor el 24 de abril de 2012 en una brecha cercana al panteón San Rafael de Ciudad Juárez, Chihuahua.

La detención de Arreola Rodríguez se desprende de la recomendación 12/2015 que emitió la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), en la que pide al gobernador César Duarte Jáquez que agilice la investigación de la masacre de los cuatro juarenses.

La indagatoria, por recomendación de la CNDH, alcanzará al teniente coronel Julián Leyzaola Pérez, quien es atendido en el Hospital Militar de la Ciudad de México, al sobrevivir a un atentado ocurrido el pasado 8 de mayo en esta frontera.

“El Ministerio Público estuvo recabando elementos contundentes para integrarlos a la carpeta de investigación, la cual está relacionada directamente con la recomendación 12/2015, emitida el pasado 17 de abril, y en la que se pide que se investigue a elementos de la Policía Municipal, así como al ex titular de la corporación”, señaló la FGE.

“Seis policías, entre ellos una mujer, sometieron a las víctimas y se les trasladó en varias patrullas al panteón San Rafael, donde se les disparó y al darlos por muertos, se retiraron del lugar, sin embargo, uno de los heridos, sobrevivió al atentado”, indicó la CNDH.

Se estableció que las cinco víctimas se encontraban en un parque cuando fueron abordados por los municipales, quienes les dijeron que llevarían a cabo una inspección de rutina, por lo que fueron separados a diferentes distancias para hacerles la revisión.

“Posteriormente, los ofendidos fueron agredidos a golpes para luego ser subidos a las unidades preventivas, porque según los agentes, uno de ellos estaba armado. Una de las mujeres fue subida sola a una unidad y le dijeron que serían detenidos por portar el arma de fuego y por encontrarles varias dosis de droga”, detalla la menor de 17 años a la FGE.

Luego de llevarlos cerca del panteón San Rafael, fueron hincados y abatidos de varios disparos en la cabeza, Alejandro Martínez Rodríguez (16), Efraín Rodríguez Gavirio (17), José Juan Villanueva Leal (18) y Verónica Cerros Olivas (22), mientras que la menor, al sobrevivir al ataque, caminó hasta la carretera para pedir ayuda.