Ve Fiscalía a cártel detrás de ataque a líder huichol

Matan a segunda víctima cuando salía de hospital tras ver a su familiar
Los hermanos fueron ejecutados por sicarios, uno cuando salía de ver a su consanguíneo herido
Los hermanos fueron ejecutados por sicarios, uno cuando salía de ver a su consanguíneo herido (Especial)

Guadalajara

Detrás del asesinato a balazos de dos líderes de la comunidad wixárika, ocurridos la noche del sábado en el municipio de Tuxpan de Bolaños, está una célula criminal que opera en los límites de los estados de Jalisco y Zacatecas, indicó ayer la Fiscalía General del Estado, lo que coincide con lo que habían afirmado miembros de la comunidad huichol a MILENIO JALISCO.

Mediante un comunicado, la FGE informó que los hechos fueron reportados aproximadamente a las 22:00 horas del sábado, por lo que agentes pertenecientes a esta institución, comisionados a la zona Colotlán, en el norte del estado, se trasladaron al sitio para iniciar las indagatorias.

Uno de los fallecidos fue identificado como Miguel Vázquez Torres, ex presidente de bienes comunales de San Sebastián Teponahuaxtlán, mientras que el segundo asesinado es su hermano, cuyo nombre no fue proporcionado por las autoridades.

Las primeras indagatorias arrojaron que en un primer hecho fue baleada una de las dos víctimas, la cual fue llevada a recibir atención médica a un hospital de la región en donde pereció, la segunda persona asesinada iba saliendo del nosocomio luego de ver a su hermano baleado, cuando fue acribillado también a tiros por sujetos que huyeron en una camioneta Toyota Tacoma.

En los lugares donde ocurrieron las agresiones se aseguraron diversos casquillos de arma de grueso calibre. Agentes del área de Homicidios de la Fiscalía General del Estado realizan desde ayer un operativo para dar con el paradero de los homicidas, sin que reportaran tener éxito.

A través de redes sociales la FGE informó que para apoyar las investigaciones, al municipio de Bolaños acudieron el comisionado de Seguridad Pública estatal y el fiscal regional.

MILENIO JALISCO publicó ayer que, según un dirigente comunal, los atacantes son parte de un cártel delictivo; “Tuvo un altercado y después lo mataron, sabemos que son sicarios del Cartel Jalisco Nueva Generación, es lo que temíamos que sucediera y por eso habíamos reclamado más seguridad”, dijo el huichol.

Esta no es la primera vez que miembros de la comunidad wixárika son objetos de un ataque o confrontaciones.

Como antecedente existe un conflicto ejidal que libra la comunidad wixárika con ganaderos asentados en el poblado de Huajimic, municipio de La Yesca, Nayarit.

El mes de febrero pasado, el Tribunal Unitario Agrario (TUA) restituyó a la comunidad indígena 180 hectáreas tras 47 litigios, 13 de los cuales resultaron con sentencias favorables a la comunidad wixárika. El predio en cuestión fue resguardado por 600 huicholes, lo que prendió los focos rojos ante la posibilidad de que el conflicto escalara de nivel, ya que los indígenas denunciaban que los ganaderos los habían amenazado con cobrar venganza.

Policías estatales nayaritas resguardaron la zona, incluso el Fiscal general de Jalisco, Jesús Eduardo Almaguer, acudió a la zona del conflicto ante la advertencia de la conformación de un grupo de autodefensas que sería integrado por huicholes.

El día 31 de enero Almaguer Ramírez anunció que se construiría una base regional de la FUR en la zona, para cuidar a la comunidad wixárika, lo cual no ha ocurrido.

“He asistido a esta delegación, que es la última antes del límite con Nayarit, y he tenido diálogo con el delegado Miguel Correa Carrillo, en busca de que se nos permita la posibilidad de tener establecida de forma permanente la presencia de elementos de la FUR que logren garantizar la seguridad de los integrantes de la comunidad”, dijo en esa ocasión. 

Claves

 Zona de riesgo

 [El mes de febrero pasado, el Tribunal Unitario Agrario (TUA) restituyó a la comunidad indígena un total de 180 hectáreas tras 47 litigios

 [Policías estatales nayaritas resguardaron la zona, lo que motivó que el Fiscal general de Jalisco, Jesús Eduardo Almaguer, acudiera a la zona del conflicto ante la advertencia también de una posible conformación de autodefensas de parte de la comunidad wixárrika

 [El 22 de febrero del 2017, una familia de huicholes fue quemada viva, aunque el móvil habría sido una venganza entre familias de la misma comunidad.

MEMLL