Son dos Alondras: padre de niña reclamada en Texas

Gustavo Luna, padre de Alondra, la menor que fue sacada de una escuela en Guanajuato por la policía, aseguró que la señora Dorotea confunde a su hija con la de él solo porque se llaman igual.

Ciudad de México

Alondra es mi hija y la están confundiendo con otra niña del mismo nombre, aseguró Gustavo Luna, padre de la menor a la que la policía sacó de una secundaria en Guanajuato para que fuera llevada a Texas, donde una señora la reclama como suya.

"A mí se me hace muy raro que la señora no reconozca a su hija", dijo en entrevista con Adela Micha en Grupo Imagen.

El viernes pasado, elementos de la Interpol y de la Policía Federal sacaron a una menor de 14 años de una secundaria en Guanajuato, a quien Dorotea García, una mujer estadunidense, reclama como su hija robada hace nueve años.

La menor que fue sacada de la escuela se llama Alondra Luna; la que reclama Dorotea García es Alondra Díaz.

"La señora nada más la reconoce por el nombre y mi hija tiene una discapacidad motora del lado derecho. Ni la edad (coincide), mi hija es del 2000 y la niña Alondra Díaz es del 2002", explicó Luna.

Dijo que a Dorotea García la conoció el viernes, en Los Reyes, Michoacán, a donde fue trasladada la menor para luego viajar a Texas.

A Reynaldo Díaz, ex esposo de Dorotea y padre de Alondra Díaz, lo conoció en 2001, cuando se fue de 'mojado' a Houston. "El ex esposo de Dorotea es cuñado de mi hermana", dijo.

"Según esto su papá la tiene aquí en México", indicó Luna.

Dijo que ayer en la Secretaría de Relaciones Exteriores les informaron que Dorotea García y Alondra ya se habían practicado la prueba de ADN para saber si son madre e hija. Reclamó que a él y a su esposa, Susana Núñez, no les hayan tomado también muestras de ADN.

Sobre el video que Alondra difundió en YouTube el domingo, en el que aparece sonriente y bromea, dijo que su hija "es una adolescente, está bien, está maravillada con el lugar porque ella nunca ha salido de aquí (Guanajuato)".

Comentó que mantienen una mínima comunicación con Alondra a través de Facebook, "me dice unas palabras muy cortas, lo único que me pone es 'papá, estoy bien, no te preocupes', y me pregunta por su celular".

Aseguró que tiene como comprobar que la niña que fue sacada de la secundaria en Guanajuato es su hija y que en caso necesario demandará para que se la regresen. "Mi hija es mi hija, estoy mil por ciento seguro".