Detienen en hotel del DF a líder del cártel del Golfo

José Iván Chao Llanes es considerado el principal generador de la violencia en la región sur de Tamaulipas; elementos de la PGR lo dejaron ir en mayo a cambio de 5 mdp.

Ciudad de México

Fuerzas federales detuvieron el viernes en un hotel del Distrito Federal a José Iván Chao Llanes, presunto jefe del cártel del Golfo, informó Tomás Zerón de Lucio, director de la Agencia de Investigación Criminal de la Procuraduría General de la República.

El presunto delincuente de 42 años encabezaba una organización delincuencial con influencia en los municipios de Tampico, Altamira y Ciudad Madero.

El detenido, originario de Tampico, controlaba la venta de droga al menudeo, el llamado "cobro de piso", secuestro y extorsiones principalmente.

Además, es considerado el principal generador de la violencia en la región sur de Tamaulipas, derivado de la lucha entre grupos delictivos por el control de la zona.

Al momento de su captura, Chao Llanes portaba una credencial de Petróleos Mexicanos, la cual es analizada por la Agencia de Investigación Criminal. El documento tiene un nombre falso con la fotografía del capo.

En conferencia de prensa, el funcionario federal explicó que el presunto delincuente pudo ser detenido en mayo en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), pero tres elementos de la PGR lo dejaron en libertad por 5 millones de pesos.

Los agentes Isidro Martínez Encina, Manuel Sagahon Dávila y Jaime Bautista Olea ya fueron arraigados.

Chao Llanes inició su carrera delictiva en 2007, por invitación de Javier Garza Medrano, uno de los presuntos líderes y fundador del cártel del Golfo, capturado en febrero en Taxco, Guerrero.

Garza Medrano formó diversos grupos operativos para el control de la región, así como para evitar la entrada de otro grupo delincuencial antagónico a la zona.

A partir de labores de inteligencia, fuerzas federales ubicaron a Chao Llanes en un hotel de la colonia Héroes de Padierna, de la delegación Tlalpan, donde fue capturado la mañana del 1 de agosto, sin que se realizara un solo disparo.

El presunto líder del cártel del Golfo fue puesto a disposición de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de la Delincuencia Organizada.