Le ‘sacan’ capitalinos al "Krokodil"

Esa droga es difícil que se popularice en la ciudad, porque a las personas les “dan miedo las inyecciones”, dijo el director del Instituto para la Atención y Prevención de las Adicciones.
Fotografía que circula en Internet respecto a los daños físicos que provoca la droga krokodil.
Fotografía que circula en Internet respecto a los daños físicos que provoca la droga krokodil. (ESPECIAL)

Ciudad de México

Rafael Camacho Solís, director del Instituto para la Atención y Prevención de las Adicciones, afirmó que hasta el momento no hay reporte de consumo de la droga sintética conocida como "Krokodil" en la Ciudad de México.

Dijo que en el sur del país es difícil que se popularice dicha sustancia porque los mexicanos no son muy afectos a las inyecciones "somos miedosos", dijo.

"Entonces las drogas inyectadas no nos gustan, si hay algunas áreas sobre todo en la frontera norte con Estados Unidos hay algún grado de consumo, de todos modos es bajo, pero hacia acá (Ciudad de México) es bajo.

"Entonces este Krokodil es una versión también de droga inyectada y qué bueno que nos de miedo", expresó al concluir la Clausura del Diplomado "Adolescentes en Conflicto con la Ley y problemas Asociados al Consumo de Sustancias Psicoactivas".

El funcionario alertó que como el Krokodil es un derivado opiáceo que se prepara sin los procedimientos adecuados y fuera de un laboratorio provoca infecciones severas en las venas, los miembros y genera gangrena.

"Atreverse a meter en las venas porquerías es muy peligroso y delicado, es la parte que ayudan ese famoso Krokodil, es como si los mordiera un cocodrilo, yo diría como inyectarse caca, porque a lo mejor no te mata pero te pudre por dentro", afirmó.