Noé Garza asegura que le sembraron droga a su hijo

El aspirante independiente a la gubernatura de Coahuila aseguró que los elementos del Grupo de Armas y Tácticas Especiales (GATE) lo torturaron hasta que lo entregaron a la PGJE.
Noé Garza Flores, secretario de Desarrollo Rural de Coahuila.
Noé Garza Flores, ex secretario de Desarrollo Rural de Coahuila. (Ana Ponce)

Saltillo, Coahuila

Noé Garza Flores, aspirante independiente a la gubernatura de Coahuila, aseguró que la detención de su hijo Noé Fernando Garza Garza, realizada la noche del sábado por elementos del Grupo de Armas y Tácticas Especiales (GATE), fue en completa ilegalidad, además de que le sembraron la droga.

Explicó que tras conocer la noticia se trasladó a Saltillo para conocer la situación de su hijo "el abogado", a quien logró ver y corroboró que se encuentra detenido en el Centro de operaciones Especiales (COE) de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).

Garza precisó que se va a actuar legalmente en contra de la autoridad que hizo la detención ilegal, "pues fui a ver las condiciones de mi hijo, está bien pero tiene dos o tres golpecitos leves y la intimidación".

"Está en un lugar de la procuraduría, ahí donde llevan a los que supuestamente traen droga, logré verlo, él me comentó sobre su detención que ayer entre las nueve y media y diez de la noche, a la altura del 'chapulín', allá donde está el DIF Estatal, dos vehículos sin logos oficiales, con gente vestida de civil y armada lo interceptaron".

"En su vehículo lo encapuchan y se lo llevan a la Sierra de Arteaga, por los ejidos de Jamé y los Lirios, lo trajeron tres horas bajo presión, lo hicieron declarar algunas cosas, lo grabaron, luego lo trajeron a Saltillo y vinieron a mi casa, de la recámara del abogado, mi hijo, sacaron supuestamente dos kilos de mariguana, después de eso se lo llevaron y lo entregaron a ese lugar", comentó Garza Flores.

El ex secretario de Desarrollo Social señaló que fue hasta que lo entregaron en el COE que los sujetos armados se identificaron como elementos del GATE, destacó que mientras trajeron a su hijo por la serranía fue amenazado, pues si se negaba a declarar lo que ellos le indicaron "lo iban a tirar en un arroyo donde no lo encontrarían nunca".

Aseguró que va a defender el caso toda vez que consideró que se trata de una siembra de droga en contra de un ciudadano, los motivos dijo "ya los sabemos" dejando entre ver que está relacionado con sus aspiraciones políticas.

Asimismo declaró que responsabiliza al gobernador Rubén Moreira de lo que le suceda a su familia, a sus amigos y a sus colaboradores, subrayó que tiene información de que la integridad física de sus nietos está en riesgo. Comentó además que a petición del Gobierno del Estado intervendrá la Comisión de los Derechos Humanos del Estado de Coahuila.