Ley limita sanción por bullying: PGJE

“No está muy perfecta”, dice Ismael Quintanilla respecto a la falta claridad en la ley para castigar a menores, así como involucrar a los padres de familia como responsables.
Ismael Quintanilla Acosta.
(Víctor Hugo González)
Entrevista a Procurador Ismael Quintanilla Acosta (Milenio Digital)

Ciudad Victoria

El procurador de Justicia en Tamaulipas, Ismael Quintanilla Acosta reconoció que la actual ley para sanciones a menores de edad debe mejorarse, ya que es complejo ejercer una acción penal cuando están involucrados niños en casos graves como la muerte del estudiante por bullying.

En entrevista con Armando Orta en el Telediario Estatal el procurador dio a conocer que de acuerdo a la ley de especial para adolescentes se marca un tratamiento especial en este tipo de cuestiones, ya que son niños que no llegan a los 14 años, por lo que se les da un manejo diferente a los adultos, a pesar de que fueran responsables de los hechos.

“La ley no está muy perfecta o es muy compleja, ya que presenta lagunas más que está sujeta a lineamientos que nos marcan en tratados internacionales que se han firmado por el país con organismos internacionales, por lo que tenemos que sujetarnos a ello” dijo al señalar que este tipo de situaciones se han tratado en diversos foros.

Mencionó que se tiene que analizar por parte de los legisladores las cuestiones de aplicación de medidas contra los menores que realicen algún delito, así como involucrar a los padres, además de que se debe estipular algún tratamiento a los niños implicados y con ello evitar que se genere un problema más grave.

“Que se señale un tratamiento a los padres que necesiten ser atendidos también o se les aplique una medida, que se les obligue a atender a esos niños que están descuidados, o a esos niños, no es el caso que estamos tratando pues no son niños que sean delincuentes, pero el problema general es que los padres no atienden a esos niños que sí se dedican a delinquir, entonces la ley necesita ser más específica respecto a esos padres”.

Mencionó que desde que se conoció la situación del menor que falleció a causa de bullying en una secundaria de la capital, se iniciaron los trabajos de investigación y se darán a conocer los resultados de las mismas para ser canalizadas a las agencias correspondientes.

Los menores que participaron en el hecho se encuentran a disposición de la Agencia del Ministerio Publico para Justicia de los Adolescentes y los profesores son investigados por la Agencia del Ministerio Público.Refirió que el proceso que corresponde a la integración de las averiguaciones quedarán listas para ser entregadas a los jueces, en el caso de los adultos al de Primera Instancia y en el caso de los menores al Juez Especializado en Justicia para Adolescentes.

Por parte de la Procuraduría Quintanilla Acosta señaló se lleva un control de los casos en los que se ven inmiscuidos menores de 18 años, los cuales van a la alza por lo que es necesario reformar la ley del trato a menores o crear una nueva.

Respecto al número de casos recepcionados en la Procuraduría de Justicia, dijo que como bullying propiamente no tienen un número importante, no al grado del caso de la muerte del menor, ya que no son recurrentes, son contados.