Aprehenden por feminicidio a presunto asesino serial en SLP

La Procuraduría estatal informó que Filiberto Hernández será investigado por el delito de feminicidio, el cual es considerado grave; no tiene derecho a salir bajo fianza.
Filiberto Hernández Martínez fue aprehendido en el municipio de Tamuín.
Filiberto Hernández Martínez fue aprehendido en prisión (Notimex)

Ciudad de México

Filiberto Hernández Martínez será investigado por el delito de feminicidio de Eliehoenai Chávez Rivera, luego de que la Procuraduría de San Luis Potosí cumplimentó una orden de aprehensión en reclusorio en su contra.

El delito de feminicidio es considerado grave, por lo que no tiene derecho a salir bajo fianza.

Filiberto era conocido de vista por algunos pobladores del municipio de Tamuín, en San Luis Potosí. Un hombre de 43 años, amable y machista, maestro de zumba, karate, ex catequista, ex subteniente del Colegio del Aire, especializado en mantenimiento de aeronaves y dueño de un gimnasio, según habitantes.

Filiberto fue detenido el 3 de julio. Era buscado para declarar sobre la desaparición de mujeres en la región, sobre todo niñas. El día de su captura, el hombre confesó haber violado, estrangulado y aventado los cuerpos a predios cercanos a la comunidad La Puntilla, de acuerdo con la Procuraduría estatal.

Sin embargo, Filiberto sólo estaba recluido por el delito de portación de arma prohibida (una navaja). Un juez determinó fijar una fianza de 50 mil pesos para liberarlo: no estaba detenido por las muertes, sino por portar una navaja al momento de ser arrestado.

Después de las investigaciones realizadas por la PGJE, consignó un expediente a un juez para solicitar una orden de aprehensión contra Filiberto, la cual fue girada por el Juzgado Tercero Mixto de Primera Instancia en Ciudad Valles, tras determinar que había pruebas suficientes.

La Procuraduría estatal precisó que Filiberto no pagó la fianza de 50 mil pesos en el tiempo correspondiente, por lo que cumplimentó la orden de aprehensión por la muerte de una mujer el 6 de mayo.

Esa dependencia afirmó que continúa en la integración de las averiguaciones relacionadas con las muertes de cuatro menores, las cuales el instructor de karate y zumba, reconoció haberlas violado y estrangulado, además de indicar a las autoridades el lugar donde arrojó los cuerpos.