Reporteros no estaban con jefe zeta: fiscal de Veracruz

Mientras el fiscal Luis Ángel Bravo dijo que los dos reporteros testigos del ataque no estuvieron en la misma mesa del jefe zeta acribillado, el secretario de Gobierno insiste en que sí.

Ciudad de México

Los dos reporteros que estaban en el bar La Taberna en Orizaba, donde fueron asesinados seis hombres, entre ellos un jefe de Los Zetas y un tercer periodista, no convivieron con el grupo baleado, informó a través de un comunicado el fiscal de Veracruz, Luis Ángel Bravo Contreras.

"De acuerdo con testimonios, otros dos reporteros de un diario local, que cubren la fuente policiaca, se encontraban en el mismo lugar aunque no en convivencia con el grupo agredido", indicó el fiscal en un comunicado.

Sin embargo, el secretario de gobierno de Veracruz, Flavino Ríos, ha dicho en entrevistas radiofónicas y televisivas, que sí estaban en la mesa del jefe zeta José Márquez Balderas.

Según el comunicado de la fiscalía, los sicarios interactuaron brevemente con los agredidos, entre ellos el reportero que falleció, Santos Cabrera, y después abrieron fuego contra ellos.

De los seis hombres acribillados, dos de ellos tenían armas de fuego: "una pistola escuadra Pietro Beretta, calibre nueve milímetros y con capacidad de carga de 15 cartuchos, que fue percutida en su totalidad en un intento por repeler el ataque, además de una Springfield del mismo calibre, que también fue disparada", indicó el boletín.

En la zona del crimen había más de 70 casquillos percutidos calibre 2.23, de armas AR-15, y registraron 62 impactos en techos y ventanas.

El fiscal dijo que las investigaciones están en curso y aún no es posible determinar si alguno de los agresores resultó lesionado.

Flavino Ríos, secretario de gobierno, afirmó en entrevista para MILENIO Televisión que los dos reporteros que presenciaron el ataque sí convivieron con los hombres baleados.

"Había ocho personas en la mesa, de las cuales tres eran reporteros de la nota policiaca, dos de El Buen Tono y otro que lamentablemente fue acribillado que se llama Juan Heriberto Santos Cabrera. Estaban conviviendo con el jefe de plaza del grupo delincuencial autodenominado Los Zetas de Orizaba, José Márquez Balderas, 'El Chichi'", dijo el secretario.

En entrevista para Grupo Fórmula, con Denise Maerker, el secretario dijo que "los reporteros que sobrevivieron refieren que fueron al bar a encontrarse con su amigo, Juan Santos, el reportero que falleció". Agregó que los reporteros están a resguardo de la autoridad porque son testigos.

El secretario de gobierno dijo que después del ataque en el bar hubo una persecución en la calle y un enfrentamiento entre los sicarios y elementos de la Fuerza Civil, pero no se logró detener a ninguno. Dos agentes fueron lesionados y uno está grave. Afirmó que los atacantes son miembros de un grupo de la delincuencia que opera en Orizaba, contrario a Los Zetas.

Ríos negó que este ataque tenga que ver con la labor periodística de Santos Cabrera.