Muere arrollado empleado de seguridad en Tampico

El hoy occiso estaba por llegar a su centro de trabajo y fue poco después de haber descendido de un vehículo del transporte público, cuando fue vìctima de un vehìculo que se habrìa pasado el alto.
El trabajador se dirigía a su lugar de trabajo cuando fue embestido.
El trabajador se dirigía a su lugar de trabajo cuando fue embestido. (Francisco Alustiza)

Tampico

Mal inició el domingo para un empleado de una empresa de seguridad privada, ya que justo en el momento en que estaba por llegar a su centro de trabajo, fue embestido por un automóvil perdiendo la vida al ser proyectado contra el pavimento; el responsable huyó y abandonó su auto a corta distancia del sitio del accidente.

Fue al filo de las 06:20 horas en cuando fue reportado este accidente ocurrido en la prolongación de la avenida Miguel Hidalgo casi esquina con Faja de Oro, en ese lugar un empleado de la empresa de seguridad privada LOCSA que presta sus servicios de vigilancia a una sucursal de una cadena de tiendas de autoservicio, estaba por llegar a su centro de trabajo y fue poco después de haber descendido de un vehículo del transporte público y al estar cruzando la ampliación de la avenida Miguel Hidalgo, un automóvil que aparentemente se pasó una luz roja del semáforo lo embistió y tras arrástralo por varios metros lo proyectó contra el pavimento ocasionándole una muerte casi instantánea.

El causante del percance a bordo de un automóvil Nissan Sentra color azul emprendió veloz huida, pero metros adelante abandonó la unidad y huyó sin ser asegurado por las autoridades viales que se dieron cita en el mortal accidente.

Compañeros del empleado, observaban a distancia como el cuerpo de su compañero, yacía en el suelo ya sin vida, personal de la Cruz Roja de Tampico acudió al lugar pero desafortunadamente nada se podía hacer ya que el sujeto ya no registraba signos vitales.

Elementos de Tránsito y de la Policía Estatal Acreditable acordonaron el carril sur norte de la ampliación de la avenida Miguel Hidalgo, hasta que llegara el personal de la Procuraduría General de Justicia en el Estado para que dieran fe del cadáver.

Fue hasta ser auscultado el cuerpo del occiso que se logró establecer mediante una credencial de elector que el sujeto llevó en vida el nombre de Jorge Alvarado Ramírez y residía en la calle Villa Verde del Fraccionamiento Villas del Sol en Altamira, fueron sus compañeros de trabajo los que brindaron algunos datos al personal de la PGJE para el levantamiento del acta de rigor que precede a este tipo de incidentes.

El personal de servicios periciales de la PGJE procedió al levantamiento de las pruebas de campo para la conformación del parte de este accidente.