No se aprendió de la barbarie en Ayotzinapa, reprocha CNDH

Luis Raúl González Pérez afirma que en el caso de los cinco desaparecidos en Tierra Blanca parece repetirse el “vínculo funesto” entre autoridades y crimen organizado.

México

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) reprochó que “no aprendimos la lección” que dejó el caso de los normalistas de Ayotzinapa, en 2014, lo que queda demostrado con la desaparición de los cinco jóvenes en Tierra Blanca, Veracruz.

Al presentar su informe anual de labores, el ombudsman Luis Raúl González Pérez enfatizó que “los costos de las lecciones no aprendidas son muy altos. No podemos eludir o voltear la cara a la realidad que tenemos, es nuestra responsabilidad empezar a transformarlas”.

Señaló que en septiembre del año antepasado, la desaparición de 42 normalistas en Iguala “nos indignó y movilizó ante la barbarie” generada por “el vínculo funesto” de autoridades y el crimen organizado.

Sin embargo, dijo, a poco más de un año, el caso de Tierra Blanca “nos hace cuestionarnos sobre nuestra capacidad para aprender del pasado, y si efectivamente queremos y podemos superar nuestras diferencias y omisiones”.

Más tarde en conferencia de prensa, insistió en que los sucesos en el municipio veracruzano significan que “no hemos aprendido la lección”, por lo que es obligación de los tres niveles de gobierno y de la misma CNDH “que estos horrores no se repitan”.

Manifestó que estos casos, los cuales cambiaron la percepción de los derechos humanos en el país, ponen a prueba a las instituciones y evidencian las carencias, las desigualdades, la falta de oportunidades y respuesta por parte de autoridades a las problemáticas sociales, así como la debilidad del estado de derecho en varias regiones.

Dijo que más allá de que estos sucesos hayan conmovido a la sociedad, “día a día los mexicanos convivimos con la debilidad del estado de derecho, la impunidad, la corrupción, la inseguridad y la violencia, la colusión de autoridades con el crimen organizado y condiciones de verdadera indefensión ante los abusos de poder y las acciones delictivas”.

Sin embargo, apuntó, el país tiene ante sí una coyuntura crítica que ofrece la posibilidad de optar por que se preserve el estado actual de cosas o se asuma un compromiso de cambio, cuyo eje sea el respeto y la vigencia de los derechos humanos.

En el informe destaca que entre las instituciones con mayores violaciones a los derechos humanos está el IMSS, con 2 mil 185 casos. Las entidades en las que se reportó con mayor frecuencia la comisión de algún hecho presuntamente violatorio a derechos humanos fueron la Ciudad de México, el Estado de México Tamaulipas, Veracruz, Sonora, Chiapas y Jalisco.

MÁS EVIDENCIAS

Familiares de los jóvenes difundieron un video de dos minutos y medio, en el que se muestra una camioneta de la Policía Estatal pasando por la carretera antes de las 11 de la mañana del pasado 11 de enero.

En la imágenes en poder de MILENIO, poco después se ve a la misma patrulla, con varios policías a bordo, que sigue al vehículo Jetta blanco (en el que viajaban los muchachos) que, según lo notificado por las autoridades a las familias, ya era conducido por un efectivo.

A las 12:21, la camioneta pasa nuevamente sobre la carretera, pero ahora va por adelante, mientras que el vehículo lo sigue varios metros atrás; se presume que en estos momentos los cinco jóvenes ya habían sido entregados a alguien y los policías se dirigían a deshacerse del vehículo.

Ayer, Bernardo Benítez, uno de los padres de los desaparecidos, informó que la Fiscalía General del Estado les notificó que sí hubo un operativo, pero en el rancho El Limón, en Tlalixcoyan, Veracruz.

Luego de que ayer se dio a conocer que las autoridades catearon varios domicilios en San Vicente Camalote, del municipio de Acatlán de Pérez Figueroa, Oaxaca, un funcionario de la Gendarmería confirmó dicho operativo, pero precisó que no está relacionado con el caso de Tierra Blanca.

En este punto, la Policía Federal presuntamente ubicó una red de pornografía infantil, logrando la detención de siete personas.

Por la mañana, en su cuenta de Facebook, las madres de los muchachos publicaron un comunicado criticaron la actuación del fiscal Luis Ángel Bravo y la falta de resultados.

Respecto a las labores de búsqueda, los gobiernos de Veracruz y Oaxaca anunciaron el despliegue de 400 elementos estatales para sumarse a la búsqueda de los jóvenes, con lo que ya son mil los elementos federales y estatales que participan en esa labor.

El gobernador veracruzano Javier Duarte dio a conocer que 200 efectivos de la Policía Estatal arribarán al sur de la entidad.

Durante la reunión del Grupo de Coordinación, en Coatzacoalcos, reconoció que hay una fuerte pugna entre criminales por el control de la ordeña de ductos de Petróleos Mexicanos.

La Secretaría de Seguridad Pública de Oaxaca también desplegó una fuerza de 200 hombres que se sumarán al operativo por tierra y aire.

Con información de: Isabel Zamudio, Óscar Rodríguez y José Antonio Belmont.