A Ygnacio López lo mataron, asegura Osorio a senadores

Afirma que actualmente hay mayor coordinación con las agencias de EU en la lucha anticrimen y niega "pacto de silencio" con medios de comunicación.
Miguel Ángel Osorio durante su comparecencia; aquí junto al priista Omar Fayad.
Miguel Ángel Osorio durante su comparecencia; aquí junto al priista Omar Fayad. (Octavio Hoyos)

México

Miguel Ángel Osorio Chong, secretario de Gobernación, aseguró que el alcalde de Santa Ana Maya, Michoacán, Ygnacio López Mendoza, fue asesinado.

"Sí, fue asesinado, según la información que tenemos nosotros. Pero de todos modos, fue asesinado, según los datos que se dan resultado de la autopsia", afirmó al comparecer ante comisiones del Senado.

Un día antes se dio a conocer que el alcalde supuestamente había muerto en un accidente automovilístico en la carretera Acámbaro-Iramuco, en Guanajuato, donde su camioneta fue hallada entre matorrales.

Sin embargo, hubo quienes cuestionaron la versión, como el ex presidente Felipe Calderón, y exigieron al gobierno federal indagar el caso a fin de evitar manipulaciones de autoridades locales.

Ayer, Osorio Chong sostuvo que el alcalde fue asesinado y reconoció que "no podemos ponerles cuerpos de seguridad a cada municipio, a cada presidente municipal".

Comentó que ha tenido reuniones con presidentes municipales y diputados locales para exhortarlos a no cooperar con la delincuencia organizada, pero que ninguno ha ofrecido datos para realizar trabajo en contra del crimen.

"Los he exhortado a no estar del otro lado y a pedir que vengan a trabajar y decirles que no corran esa línea, que es muy fácil y muy frágil de pasar, a ser parte de los delincuentes", señaló.

Agregó que los alcaldes "tienen que cooperar mejor para entonces regresar la seguridad de su municipio; no pueden justificar la no participación en que están amenazados, en que dan un porcentaje ya no de las obras, sino del recurso".

Osorio admitió también que hay inestabilidad política en Michoacán por las "condiciones" del gobierno local.

Sin embargo, defendió la estrategia contra la violencia en esa entidad, al señalar que el Ejército y la Policía Federal no saldrán hasta que haya condiciones de seguridad en el estado.

Por otra parte, el secretario de Gobernación informó que en la administración pasada las agencias de inteligencia y seguridad de Estados Unidos estaban "acostumbradas" a tener acceso a información de sus pares mexicanas sin seguir protocolos y sin que el gabinete de seguridad tuviera conocimiento.

Sucedía que las agencias mexicanas tenían comunicación directa con su símil de las agencias norteamericanas, y llegaba un momento en que el propio gabinete de seguridad no sabía exactamente cuál era la coordinación. Incluso, las personas que se habían acreditado de esa agencia en nuestro país, porque estaba dispersa toda la información, lo que establecimos por eso fue un conducto único que fue la secretaría de gobernación", expresó.

Señaló que actualmente hay respeto, una mejor coordinación y mayor control. Inclusive, destacó que una vez que entró la administración del presidente Enrique Peña Nieto se blindó la información con tecnología.

Otro reclamo que enfrentó Osorio fue el de un presunto "pacto de silencio", entre el gobierno federal y los medios de comunicación para que se hablara menos de la violencia en el país, lo cual fue rechazado por el funcionario.

En su respuesta, subrayó que una de las diferencia en la estrategia instrumentada en el actual gobierno con la de Felipe Calderón, es que hay menos espectáculo.

"Ni hay menos información, pero sí hay menos espectáculo (...) y que muchos de esos espectáculos pues llevaron a que muchos de esos criminales tuvieran que salir porque se afectaron sus dere-
chos humanos.

"No creo que no porque no sean criminales algunos o muchos, sino porque este tipo de acciones espectaculares de ponerlos en la televisión y que en estas consideraciones de derechos humanos los ponían en libertad al otro día", manifestó.

"Asfixia mecánica", la causa

El subprocurador general de Justicia en Celaya, Armando Amaro Vallejo, informó que la causa de la muerte del alcalde de Santa Ana Maya, Ygnacio López Mendoza, fue "asfixia mecánica".

Manifestó: "en el lugar se recabaron todos los indicios y las evidencias para posteriormente practicar la necropsia de ley y arrojó como causa de la muerte asfixia mecánica secundaria a traumatismo de cuello".

Explicó que el jueves a las 11:45 de la mañana de la central de emergencias les reportaron a policías ministeriales sobre una persona sin vida en la carretera Acámbaro-Moroleón.

"Era un hombre que fue identificado como Ygnacio López Mendoza, de 62 años, y quien actualmente se desempeñaba como presidente municipal de Santa Ana Maya, Michoacán".

Sobre unas huellas de sangre y de arrastre que estaban cerca de la camioneta, dijo: "es parte de la investigación y de los estudios de criminalística, de patología forense y de química forense que tenemos pendientes por recabar".

"El cuerpo del alcalde tenía unas huellas de haber sido arrastrado y fuera de la camioneta había unas huellas de sangre. Esto se investiga", dijo. Redacción/Guanajuato