Impacto de la violencia en México supera el 17% del PIB

El informe "índice de paz", elaborado por el Institute for Economics and Peace, cuantifica ese impacto en 233 mil millones de dólares anuales o mil 946 dólares por habitante.
En la “escena del crimen” los peritos usaron banderillas rojas para marcar el hallazgo de alguna evidencia.
La situación no parece mejorar, aunque sí estaría localizada geográficamente. (Jorge Carballo)

México

La violencia tuvo un impacto equivalente al 17% del Producto Interior Bruto Mexicano en 2014, tres veces más que el gasto sanitario en el país, según el "índice de paz" elaborado por el Institute for Economics and Peace a partir de datos oficiales.

El estudio, presentado el jueves, cuantifica ese impacto en 233 mil millones de dólares anuales o mil 946 dólares por habitante y el gasto de en materia de seguridad en el que deben incurrir las empresas en 4% de su presupuesto.

"La paz tiene un valor económico", dijo Aubrey Fox, Director Ejecutivo del Institute for Economics and Peace, una institución sin fines de lucro con sede en Nueva York que elabora anualmente el índice global de paz.

El informe explica que si en 1999, México era el noveno mayor contribuyente al crecimiento económico mundial, en 2013 ha bajado a la decimosegunda posición.

La situación no parece mejorar, aunque sí estaría localizada geográficamente.

Los estados más violentos del país, según las cifras oficiales utilizadas por el estudio, serían Guerrero, Morelos, Sinaloa, Michoacán y Guanajuato. Siempre según las cifras oficiales, los más pacíficos, por este orden, son Hidalgo, Yucatán, Querétaro, Campeche y Tlaxcala.

Si según el estudio realizado por la institución en 2013, los cinco estados más pacíficos del país tenían una renta per cápita media 16% más alta que los cinco estados más violentos, en 2014 esa diferencia había aumentado hasta el 40%.

El debate sobre el impacto de la violencia en la economía no es nuevo y parece intensificarse cuando el presidente Peña Nieto entra en el ecuador de su sexenio, que dio inicio en 2012. En febrero, 20 asociaciones empresariales y centros de análisis criticaron al gobierno públicamente por no garantizar algo tan básico como la seguridad en el desplazamiento por el territorio nacional.

En el anuncio pagado señalaban que es obligación del gobierno "garantizar a la sociedad, a las empresas, a sus trabajadores y a los organismos que las representan, las condiciones necesarias para cumplir sus objetivos y transitar con plena seguridad en todo el territorio".

Empresas como Coca-Cola han tenido que suspender sus operaciones en Chilpancingo, la capital del estado sureño de Guerrero, uno de los más violentos del país, debido a los ataques y secuestros de empleados.

En febrero, la petrolera estatal Pemex anunció que dejará de transportar gasolinas terminadas y listas para usar a través de ductos debido a un incremento anual de 70% en el número de tomas clandestinas en tuberías para robar el combustible.

México ha visto cómo en algunas zonas se bloquea el paso de mercancías. Las quejas por bienes perdidos en las carreteras son habituales. Debido a protestas, se registra el cierre de aeropuertos turísticos como el de Acapulco. Además la extorsión a empresarios y compra de autoridades por parte del crimen organizado son relativamente habituales en el país.

También la corrupción también ocupa un lugar central en el debate político.

Varios escándalos han salpicado a algunas de las personas más cercanas al presidente Peña Nieto, incluida su esposa y su secretario de Hacienda después de que se hiciera público que ambos compraron inmuebles de lujo a un contratista del gobierno.

El crecimiento económico es moderado. El Producto Interno Bruto creció 2,1% en 2014 frente al 1,1% en el 2013. Pero la economía podría sufrir en el 2015 si se mantienen bajos los precios internacionales del petróleo, debido a que una tercera parte del presupuesto público proviene de la exportación de crudo. El peso ha perdido más de un 15% de su valor frente al dólar en los últimos seis meses por el mismo motivo.