Vigilan 7 mil policías federales y locales marcha del 2 de octubre

Los agentes contarán con el apoyo de cuatro helicópteros y 45 ambulancias. Como parte de las acciones preventivas, el Centro Histórico fue protegido con vallas metálicas de más de dos metros.
La calle de Madero se encuentra cerrada por las vallas metálicas.
La calle de Madero se encuentra cerrada por las vallas metálicas. (Pedro Domínguez)

Ciudad de México

El secretario de Gobierno del Distrito Federal, Héctor Serrano, dio a conocer que son 7 mil policías los que participan en el operativo con motivo de las marchas de este 2 de octubre, la principal que parte de Tlatelolco.

A través de su cuenta de Twitter, el funcionario capitalino precisó que de esa cantidad, mil 700 son policías federales y 5 mil 300 del Gobierno del Distrito Federal, en la estrategia se seguridad la cual observa personal de derechos humanos.

Antes, la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal calculaba en 4 mil 520 el número de policías, 151 vehículos, incluidos cuatro helicópteros y 45 ambulancias para vigilar la marcha conmemorativa por el 45 aniversario del 2 de octubre.

En el operativo participarán mil 700 elementos del agrupamiento de la Policía Metropolitana, mil 200 de la policía de proximidad, quienes estarán asignados a labores de prevención y control de multitudes; en tanto que 900 uniformados de la policía auxiliar y bancaria se encargarán de reforzar los cinturones de seguridad.

En tanto, personal de la Dirección Ejecutiva de Derechos Humanos de la SSPDF vigilará el desarrollo de la labor policial con 10 elementos distribuidos en diferentes puntos de la movilización.

La dependencia tiene previstas dos rutas para la marcha, ambas tendrán como punto de partida la Plaza de las Tres Culturas en Tlatelolco; una podría concluir en el Hemiciclo a Juárez y otra en el edificio de la Estela de Luz.

El desplazamiento de los participantes también será vigilado por 90 elementos de Enlace Institucional, quienes vía radio informarán al alto mando de la SSPDF de cualquier imprevisto y 84 elementos de la unidad de inteligencia policía serán desplegados para detectar posibles grupos que pudieran provocar alteraciones al orden público.

La víspera, el subsecretario de Control de Tránsito, Gabriel Carreón Garrido, detalló que 500 elementos más estarán asignados a labores de vialidad para brindar alternativas a los automovilistas y realizar cortes a la circulación.

Desde la madrugada de este miércoles diversas calles y avenidas del Centro Histórico quedaron blindadas con vallas metálicas de más de 2.5 metros de altura para proteger edificios y establecimientos mercantiles.