Colapsa techo de un bar por vientos de 75 km/hr

Hubo dos lesionados que no se reportaron de gravedad y ocurrió en el establecimiento ubicado en la carretera Matamoros - Torreón.

Torreón, Coahuila

Las fuertes rachas de viento registradas esta tarde - noche, el techo de un bar colapsó de manera intempestiva sobre los clientes que disfrutaban el partido del Santos contra el Pachuca.

Fue en el bar "El Ausente", ubicado en la carretera Matamoros - Torreón número 5610, casi esquina con bulevar Francisco Sarabia, donde ocurrieron los hechos, cerca de las 20:40 horas.

También hubo múltiples reportes de incendios de maleza, alarmas activadas, caída de cables, sin que ninguno de ellos resultara de consideración, todo debido al viento.

Informaron los cuerpos de rescate que se brindó atención a dos personas y sólo una de ellas requirió hospitalización. Se trata de Quetzalcóatl Perales de 38 años de edad, con fractura en la clavícula izquierda.

Así mismo, fue atendido por Cruz Roja de Torreón, Lázaro de Ávila de 30 años, quien resultó con golpes en el cuerpo.

Los demás visitantes del bar se fueron rápido, sin embargo, no hubo reportes posteriores de ingreso de algún herido a algún hospital derivado de este accidente.

Bomberos de Torreón se movilizó junto con las corporaciones de seguridad para liberar pronto el escombro que quedó en el lugar.

José Abad Calderón Partida, previsor del clima de Conagua, informó que las rachas de viento fueron de alrededor de 75 kilómetros por hora, las que causaron además del derrumbe del bar, incidentes diversos en La Laguna.

En La Alameda Zaragoza, se reportó la caída de un árbol sobre una palapa en la que descansaba una familia de seis integrantes, quienes por fortuna no resultaron heridos, sin embargo, se llevaron tremendo susto.

Indicó una testigo de nombre Claudia, que el árbol que se cayó, que se ubica por el lado de la Allende, casi llegando al kiosko, ya había sido reportado muchas veces a Parques y Jardines, Protección Civil y Presidencia Municipal.

Así mismo, que hay un árbol que cada vez que hace aire, cruje y amenaza con caer sobre los baños del paseo público. "Ya hemos pedido que vengan. Un trabajador hasta me dijo que estaban esperando a que se caigan los árboles. Pero no piensan que puede pasar una desgracia".