Taxista queda grave al participar en riña

Andrés Zamora Mendieta de 42 años se encontraba en una fiesta con amigos ingiriendo bebidas alcohólicas, después de la pelea caminó hasta la colonia Rincón de la Merced, donde fue auxiliado.
Según testigos, apenas y pudo llegar a casa de sus familiares, quienes fueron los que solicitaron la ayuda a los cuerpos de emergencia.
Según testigos, apenas y pudo llegar a casa de sus familiares, quienes fueron los que solicitaron la ayuda a los cuerpos de emergencia. (Milenio Digital )

Torreón, Coahuila

Cuando se encontraba en una fiesta y bajo los influjos del alcohol, un taxista se involucró en una riña en la que lo dejaron malherido en la colonia Villas la Merced y además no supo dónde dejó la unidad que tenía a cargo. Después se fue caminando hasta la colonia Rincón la Merced, en donde fue auxiliado por familiares quienes solicitaron una ambulancia, ya que presentaba fuertes lesiones en el rostro.

Andrés dijo que es taxista, sin embargo no supo en dónde quedó el vehículo que tiene a su cargo, ya que no recordaba nada.

Fue a las 01:30 horas del domingo cuando se reportaron los hechos en la calle Presa de las Calabazas 1979-B de Rincón la Merced, acudiendo al lugar elementos de la Policía Municipal para prestar el auxilio. Los paramédicos de la Cruz Roja acudieron también para brindarle atención, pero la familia no dejó que se lo llevaran a un hospital, ya que lo quisieron llevar por sus propios medios.

El lesionado de nombre Andrés Zamora Mendieta de 42 años, con domicilio en la colonia San Joaquín, se encontraba en una fiesta con sus amigos de parranda, pero en una riña le ocasionaron graves lesiones en distintas partes del cuerpo y cabeza, además de que le arrancaron gran parte del labio inferior. 

Andrés dijo que es taxista, sin embargo no supo en dónde quedó el vehículo que tiene a su cargo, ya que no recordaba nada. Según testigos, apenas y pudo llegar a casa de sus familiares, quienes fueron los que solicitaron la ayuda a los cuerpos de emergencia. El lesionado ya se encuentra en recuperación.

Elementos de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), tomaron conocimiento de estos hechos, ya que las lesiones que presentaba Zamora Mendieta son de gravedad y hay delito que perseguir. Ya se encuentran en las primeras investigaciones para tratar de dar con el paradero de los responsables.