Menor lesionado en aparatoso choque-volcadura

Un taxista que conducía a exceso de velocidad, y en aparente estado de ebriedad, impactó un vehículo causándole graves daños materiales. El conductor afectado es un menor, de 16 años.
El vehículo afectado recibió graves daños, estimados en 25 mil pesos.
El vehículo afectado recibió graves daños, estimados en 25 mil pesos. (Milenio Digital)

Torreón, Coahuila

Un menor lesionado y cuantiosos daños materiales, fue el saldo de un aparatoso accidente en la carretera Mieleras a la altura del ejido San Francisco, donde un taxista que al parecer conducía en estado de ebriedad, ocasionó el percance y después volcó para finalmente terminar en su posición normal y abandonar el lugar corriendo.

Testigos aseguran que el vehículo responsable, un Dodge Atos amarillo con placas 64-18-CTM del servicio público, circulaba a exceso de velocidad sobre una carretera que sale del ejido Nuevo Mieleras hacia la carretera que va a San Francisco, cuando de pronto se pasó intempestivamente sin hacer alto e impactó otro vehículo.

El afectado quien circulaba de Oriente a poniente sobre la carretera, intentó dar vuelta en el ejido Nuevo Mieleras cuando de pronto fue impactado.

Con el impacto, el vehículo dio varios giros mientras que el taxi volcó y terminó del otro lado de la carretera en su posición normal.

Al parecer, alrededor de cuatro personas en estado de ebriedad, viajaban en el vehículo de alquiler y huyeron con rumbo desconocido.

SALE LESIONADO

El vehículo afectado, un Nissan Platina rojo, con placas FGW-22-43 de Coahuila, recibió el impacto en el costado izquierdo causándole graves daños estimados en 25 mil pesos.

El conductor dijo llamarse Julio Román, de 16 años, con domicilio en el ejido Arenales, mismo que resultó lesionado presentando golpes en el rostro y diferentes partes del cuerpo.

Fue a las 22:00 horas del jueves cuando Paramédicos de la Cruz Roja y Cruz Verde, se trasladaron hasta el lugar para auxiliar al lesionado, para después trasladarlo a un hospital de Torreón donde fue atendido por médicos.

Las lesiones del menor, no ponen en riesgo la vida, por lo que sólo ameritó de curaciones para después retirarse a su domicilio.

Elementos de la Policía Estatal tomaron conocimiento del accidente, levantaron el reporte de los hechos para después turnarlo a la autoridad correspondiente, quien deslindará responsabilidades. En el vehículo Atos se encontraron botellas de cervezas llenas y vacías.