Surge grupo guerrillero en Guerrero

Denominados Fuerzas Armadas Revolucionarias de Liberación del Pueblo exigen la liberación de los líderes de la CRAC y de la Policía Comunitaria.

Acapulco, Guerrero

De entre la espesura de la maleza aparecieron los integrantes del nuevo grupo guerrillero Fuerzas Armadas Revolucionarias Liberación del Pueblo (FAR-LP) con una manta, todos iban embozados y portaban armas de distintos calibres.

Caía la tarde, al fondo del barranco se desplegaron en abanico, iban con botas tipo militar y con el rostro cubierto con paliacates, pasamontañas y gorras, además portaban el arma en sus manos.

Al frente de la manta con las siglas del nuevo grupo armado iba la comandancia general de las FAR-LP, ahí estaban los comandantes “Emilio”, “Camilo” y “Esperanza”, pero solo habló un hombre joven, delgado, era Camilo.

El grupo armado exigen la liberación de los líderes de la CRAC, Nestora Salgado García, Gonzalo Molina González, así como el coordinador de la casa de justicia de El Paraíso, Bernardino García Francisco y 12 Policías Comunitarios.

También exigen el esclarecimiento de crímenes contra luchadores sociales, entre los que mencionan a Raymundo Velázquez Flores, líder de la Liga Agraria Revolucionaria del Sur Emiliano Zapata (LARSEZ), el dirigente de Unidad Popular de Iguala, Arturo Hernández Cardona. Y demandan al gobierno federal libertad de lo que ellos llaman presos políticos entre los que mencionan a Tomás de Jesús Barranco y Ángel Guillermo Martínez, entre otros.

El grupo de periodistas nacionales e internacionales fue convocado para salir temprano y durante más de cuatro horas fueron llevados por lugares escarpados y de follaje, hasta la montaña de Guerrero.

En el comunicado al que dio lectura “Camilo”, integrante de la comandancia general de la FAR-LP,  sostienen que el nuevo grupo tiene presencia en toda la Costa Chica, Montaña y Acapulco.

En el escrito de cuatro hojas, señalan que la nueva organización armada se encuentra establecida en la región Costa Chica, Montaña y Acapulco; y señaló que luego del primer año del Gobierno del presidente Enrique Peña Nieto hay políticas de represión contra las organizaciones sociales.

“A luchar desde todas las trincheras unidos, que estos malos gobiernos vean que si ellos son cientos, nosotros somos millones, que estamos en nuestros territorios y somos dueños de nuestras acciones.

“El retorno a las armas es imprescindible, si hoy están calladas, que se oiga en los pueblos y en las ciudades, las costas y los valles, por los caminos del sur, por los caminos del mundo”, firman en un documento los integrantes de la Comandancia General de las FAR-LP, “Emilio”, “Camilo” y “Esperanza”.

 

En el comunicado condenaron los crímenes de los promotores ecologistas, de derechos humanos, organizaciones sociales como la Larsez, Unidad Popular y los desplazados de La Laguna, entre otros.

La comandancia general de las FAR-LP se pronunciaron en contra de la reforma educativa que aseguran “Nos hace retroceder 100 años”, además de la persecución y represión en contra del magisterio disidente.

 

Contexto

 

Fue durante la administración del ex gobernador Zeferino Torreblanca Galindo que hizo su aparición un grupo armado en el estado. En julio de 2005 surgió el Comando Popular Revolucionario la Patria es primero, que se adjudicó la muerte del notario y ex secretario general de gobierno José Rubén Robles Catalán.

“El Comando Popular Revolucionario “LA PATRIA ES PRIMERO” (CRP-LPEP), con base en un código penal revolucionario y desde la clandestinidad, ha juzgado y condenado a la pena máxima a los responsables intelectuales de la masacre de Aguas Blancas: a Rubén Figueroa Alcocer, exgobernador del estado de Guerrero, a José Rubén Robles Catalán, ex Secretario General de Gobierno.

“A Antonio Alcocer Salazar, ex Procurador General de Justicia de Guerrero, a Gustavo Olea Godoy, Director de la Policía Judicial y a Héctor Vicario Castrejón, actual operador del figueroísmo”, se indicó.

El grupo insurgente con uniforme camuflado, botas tipo militares y armas de alto poder apareció sobre la carretera federal Acapulco-Pinotepa Nacional y repartió a automovilistas el primer comunicado, y el último registro data del 17 de mayo del 2009 en que salió su último documento.