Suman nueve los peregrinos de Mihuacán muertos por accidente

Pierde la vida un menor de edad
Habitantes de Mihuatlan acompañaron por última vez a las personas que murieron en el accidente del pasado lunes, cuanto un tráiler embistió un camión con peregrinos.
La comunidad de San Antonio Mihuacán despidió con dolor y resignación a sus deudos. (Foto: Gabriela Martínez)

Puebla

Suman nueve los peregrinos que murieron tras el accidente del lunes pasado, luego de que en el Hospital General del Sur perdió la vida un menor de edad que era atendido por diversas lesiones que le causó el tráiler que los impactó, información confirmada por la Secretaría de Salud.

Mientras que en San Antonio Mihuacán dieron sepultura a ocho de las víctimas que fallecieron en el accidente ocurrido el lunes pasado en la autopista México-Puebla.

Cientos de pobladores llenaron la iglesia de la comunidad, por la mañana despidieron a los menores de edad a quienes llevaron hasta el panteón de la zona en ataúdes blancos, sus compañeros de escuela hicieron vallas y con porras y música los acompañaron hasta su última morada.

Los pobladores consideran que su pueblo está de luto, pues nunca antes habían vivido una tragedia similar, nueve personas que movidas por la fe se dirigían al santuario de Chalma en el Estado de México que de manera repentina un accidente les arrebató la vida.

En la comunidad tienen una tradición fuerte para despedir a sus muertos, con comida, café, música para recibir a quienes se quieran despedir del difunto.
Por la tarde fueron despedidos los adultos, una misa y después fueron llevados hasta el panteón en medio de la tristeza y el sufrimiento de perder a un ser querido.

En el mensaje que el párroco Marco Antonio García señaló la muerte de los pobladores que peregrinaban hacía el santuario de Chalma se convierte en una tragedia para toda la población, sin embargo para los fallecidos termina el peregrinar que todos los humanos hacen en este mundo.

La tragedia llamó la atención en todos los círculos sociales, la noche del miércoles el arzobispo de Puebla estuvo en San Antonio Mihuacán para celebrar una misa para las víctimas y los familiares a quienes recordó que los hombres sólo están de paso en la tierra.

"Ellos peregrinaban hacía un santuario como miles de peregrinos y ellos han sido llamados con el señor, es difícil comprender el misterio de la vida y de la muerte, pero todos un día vamos a participar de éste misterio de la muerte de Jesucristo nuestro señor, si Jesucristo murió nosotros vamos a morir, si Jesucristo resucitó nosotros también vamos a resucitar a una vida nueva con él".

Los vecinos y familiares rompieron el llanto durante la caravana que trasladó los féretros hasta distintos panteones de la comunidad.