Sentencian a 31 años de cárcel a chofer que secuestró a su patrona

El Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal ratificó la pena contra Amado Patiño; el plagio tuvo lugar en la delegación Miguel Hidalgo el 25 de septiembre de 2012.
Al llegar a la calle Waldo Martín del Campo, los secuestradores le ordenaron al conductor a que se detuviera para que abriera tres paquetes que transportaba
(ESPECIAL)

Ciudad de México

La Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal informó que el Tribunal Superior de Justicia capitalino ratificó la sentencia en primera instancia de más de 31 años emitida contra un sujeto que participó en el secuestro de una mujer, quien trabajaba para la víctima como su chofer.

 

La Fiscalía capitalina puntualizó que se trata de Amado Patiño Puga, a quien magistrados de la Cuarta Sala Penal confirmaron que la resolución del juez 61 penal del Reclusorio Preventivo Oriente por el delito de secuestro agravado.

 

En la resolución judicial asentada en la causa penal 255/2012, también se estableció que Patiño Puga deberá pagar 311 mil 650 pesos por concepto de multa.

 

Los hechos

 

La dependencia capitalina destacó que el Misterio Público demostró que la noche del 25 de septiembre de 2012, la afectada iba para su domicilio a bordo de un vehículo compacto, el cual era conducido por Amado Patiño.

 

Cuando circulaban por calle Ahuehuetes, colonia Bosques de las Lomas, delegación Miguel Hidalgo, el sujeto amenazó a la mujer y con violencia la sometió para vendarle los ojos y amarrarle las manos con cinta canela.

 

Posteriormente, el sentenciado trasladó a la afectada a un hotel, localizado en la carretera Santiago Tianguistengo, Estado de México, donde la mantuvo privada de la libertad.

 

Luego de las negociaciones con familiares de la víctima, Patiño Puga la liberó tres días después del plagio y la abandonó dentro de un vehículo en calle Juan Cano, colonia San Miguel Chapultepec, de la mencionada demarcación.

 

Con información de la afectada, elementos de la Policía de Investigación detuvieron, días después, a Amado Patiño Puga.