“Ni un paso atrás en la lucha contra la delincuencia”

La coordinación que se ha logrado con las fuerzas federales ha regresado a Coahuila la paz y la tranquilidad que le habían sido arrebatadas.
Fueron 39 elementos del Grupo de Armas y Tácticas Especiales (GATE), 11 de la Policía Estatal Acreditable y 15 Custodios del penal.
Se mantiene la estrategia contra el crimen en Coahuila. (Milenio Digital)

Torreón, Coahuila

El apoyo incondicional del Presidente Enrique Peña Nieto en las tareas de seguridad en Coahuila, ha sido determinante para lograr reducir los índices delincuenciales en el Estado.

La coordinación que se ha logrado con las fuerzas federales ha regresado a Coahuila la paz y la tranquilidad que le habían sido arrebatadas.

En 2015 hubo una disminución de más de un 71% en los homicidios dolosos en Coahuila, respecto al año 2012.
 

El gobierno del Estado ha basado su estrategia para enfrentar la inseguridad en cuatro pilares: más y mejores fuerzas de seguridad, proteger a los niños y jóvenes, evitar que sean reclutados por los criminales. Destruir la cultura y el financiamiento del narcotráfico y buscar en la Armada y el Ejército Mexicano a los aliados para enfrentar la crisis.

Producto de esta gran coordinación que se ha logrado con el Gobierno Federal, es la construcción de instalaciones militares por parte de Coahuila, como es el caso del Cuartel de Frontera y otras que se están edificando con recursos de la entidad, como la que albergará un regimiento en Piedras Negras.

Asimismo, se ha acordado junto al Ejército Mexicano la construcción de un nuevo cuartel para una brigada militar con más de tres mil soldados en el municipio de San Pedro, el cual será el mayor de todos los construidos en Coahuila con una superficie de 300 hectáreas y un costo mayor a 500 millones de pesos.

La comunicación que existe entre los diferentes cuerpos policiacos de los tres órdenes de gobierno se ve reflejada en las reuniones del Grupo de Coordinación Operativa, en donde se le da seguimiento y evaluación a los acuerdos que han permitido diseñar acciones para mejorar y mantener los niveles de bienestar y paz social que hoy se tienen en Coahuila, logros que han merecido el reconocimiento de las autoridades federales.