Rubido: las ‘autodefensas’, sin vínculo con el ‘narco’

Aunque siempre está latente el riesgo, se revisa quiénes se convierten en interlocutores del gobierno y solamente se acepta a los que estén apegados al estado de derecho, puntualiza.
Monte Alejandro Rubido participó en un seminario de seguridad en el Colegio de México.
Monte Alejandro Rubido participó en un seminario de seguridad en el Colegio de México. (René Soto)

México

Monte Alejandro Rubido García, secretario ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, aseguró que los autodefensas interlocutores del gobierno federal en Michoacán no pertenecen al crimen organizado, aunque aceptó que “estará siempre latente” la posibilidad de que detrás de algunos pueda haber criminales.

“Se firmó un acuerdo y con quienes firmaron este acuerdo tenemos la certeza de que no hay ese vínculo”, puntualizó luego de referirse a la breve plática del comisionado Alfredo Castillo con Juan José Farías, quien en 2009 fue señalado por el gobierno federal por tener vínculos con el cártel de Los Valencia.

—¿Se puede garantizar que no lo sorprendan una vez más? —se le preguntó.

—Sí, insisto: quienes firmaron son personas sin ningún tipo de vínculo con la delincuencia.

—¿Tienen indicios de que detrás de estas personas pudiera haber algunos miembros del crimen organizado?

—La posibilidad estará siempre latente y hay que revisar casuísticamente, por eso hay que ver quiénes son las personas que se convierten en interlocutores.

El funcionario negó que se esté institucionalizando la figura de las autodefensas y puntualizó que el gobierno federal pretende integrar a las instituciones a quienes realizan esa labor.

Respecto al surgimiento de nuevos grupos en Michoacán, incluso después de la intervención federal en la entidad, Rubido García destacó que el acuerdo “que se acepta la colaboración de cualquier organización social”, apegada al estado de derecho y, por tanto, no portan armas de uso exclusivo del Ejército.

Aseguró que se trata de “un proceso de aproximaciones sucesivas”, donde se respetan las reglas esenciales y sobre el riesgo de que las autodefensas se conviertan en grupos paramilitares, afirmó: “por eso el gobierno invitó a esos grupos a incorporarse a las policías municipales o a las guardias rurales”.

Rubido García consideró que “la inmensa mayoría” de los autodefensas regresarán a sus actividades, principalmente al campo, en tanto se recuperen los niveles de tranquilidad en el estado y particularmente en los 27 municipios de la zona sur.

Al participar en un seminario sobre seguridad organizado por el Colegio de México, Rubido García esbozó parte de las causas de la situación actual en aquel estado, aunque se disculpó por usar “eufemismos” y no mencionar el nombre de los cárteles.

Explicó que la importancia del puerto de Lázaro Cárdenas consiste en que es la entrada de precursores de drogas que se producen solo en Alemania, India y China.

Apuntó que el grupo que originalmente operó en Michoacán, sufrió fracturas, al igual que en Tamaulipas y Nuevo León, porque su fracción “doméstica” no quiso compartir las ganancias con socios de otras entidades y decidió aliarse con otros delincuentes de la entidad.

A su vez, continuó, esa facción local también decidió deshacerse de quien le ayudó a terminar con sus otrora aliados, pero el grupo delictivo que opera en Michoacán se diferencia de los demás por su “sustento social”, su “adoctrinamiento” y el hecho de presentarse como un “mal necesario”.

El secretario ejecutivo dijo que no se atrevería a señalar vinculación económica-política-delincuencial en ese estado, porque significaría aceptar que la estructura social está fatal y absolutamente corrompida.

Claves

Llaman a suplente

- La Mesa Directiva del Senado llamó a la suplente de la senadora Iris Vianey, Olivia Coral Arriaga, para que tome protesta en la sesión de hoy.

- Vianey pidió licencia el pasado jueves para que se investiguen las acusaciones en su contra de presuntos vínculos con el grupo criminal de los templarios.

- Por otra parte, el senador perredista Benjamín Robles solicitó que se cite a comparecer al secretario de Gobernación y al comisionado Alfredo Castillo.