Causa alarma fuga de gas; controlan situación

A unos días de que se presentara una explosión en San Pedro, ahora, una fuga de gas en Félix U. Gómez y Constitución genera temor entre vecinos.

Monterrey

Los trabajos de la Línea 3 del Metro generaron otro susto más. Se trata de una fuga de gas en el cruce de Félix U. Gómez y Constitución, la cual causó alarma y provocó la evacuación de varios edificios de los condominios en esa zona.

Afortunadamente no se presentaron personas lesionadas y los vecinos de los edificios evacuados pudieron regresar a sus hogares una hora más tarde, luego de que fuera controlada la situación.

Tan sólo hace unos días se presentó una explosión a causa de una fuga de gas en una obra ubicada en la avenida Lázaro Cárdenas y Diego Rivera, en el municipio de San Pedro Garza García.

Los hechos se presentaron al filo de las 19:00 cuando personal de la constructora reportó el incidente y, dada la naturaleza del hecho, y ante una posible explosión, al punto llegaron rápidamente los elementos de los cuerpos de auxilio y de Gas Natural México.

Según los reportes de personal de Gas Natural México y Protección Civil del Estado y del municipio de Monterrey, la fuga se debió a que una máquina retroexcavadora que realiza trabajos de la Línea 3 del Metro arrancó una tubería de presión de seis pulgadas.

Como resultado de lo anterior, se generó una columna de humo y provocó un fuerte olor a gas. Algunas personas al escuchar el fuerte ruido de la fuga y oler el penetrante aroma optaron por abandonar sus departamentos y salvaguardarse cuadras más al centro.

Además, elementos de Protección Civil evacuaron preventivamente los edificios 37 y del 42 al 47, que forman parte de los Condominios Constitución.

Algunos vecinos, quienes en su mayoría tenían poco tiempo de haber regresado de laborar, mostraron asombro cuando se les pidió que abandonaran sus viviendas.

“Estamos asustados, eso era lo que nos faltaba. Mi esposa y yo acabamos de regresar y nos encontramos con esta sorpresa, no es posible que esto ocurra, no aguantamos el olor a gas y esto es muy peligroso”, sostuvo José Isabel López, habitante de uno de los edificios evacuados.

Las personas molestas interpelaban a los trabajadores de la obra y les reclamaban por la falta de cuidados.

“No se fijan lo que hacen, no saben hacer las cosas y los que pagan las consecuencias es la ciudadanía, por eso pasa lo que pasa,  lo peor es que no se nos consultó para hacer la obra  y ahorita es que estamos en peligro”, dijo López.

Personal de Protección Civil de Monterrey y del Estado recorrió el área cercana a la fuga, mencionando a los residentes tener cuidado de no encender cerillos, velas o algo que pudiera provocar un incidente mayor.

Como consecuencia del percance la vialidad de Félix U. Gómez  fue cerrada desde el cruce de Florencio Antillón hasta la avenida Eugenio Garza Sada. De igual forma en la circulación de sur a norte de esta avenida.El directivo de la empresa de gas informó que a las 19:49 fueron cerradas las válvulas para evitar cualquier riesgo.

Además, se informó que en el tramo donde ocurrió el incidente quedarán suspendidas las labores de la Línea 3 del Metro por tiempo indefinido, hasta que se realice una inspección minuciosa en el área.

 

Otros accidentes

Éste no es el primer percance que ocurre con los trabajos de la Línea 3 del Metro. El pasado 11 de agosto un supuesto error de los trabajadores provocó que una de las columnas que se estaban armando colapsara sobre la avenida Félix U. Gómez en su cruce con Carlos Salazar.

El saldo fue de tres trabajadores de la construcción lesionados. Ellos son Francisco Guzmán Velázquez, de 30 años; Miguel González Rodríguez, de 46; y Domingo Aparicio Clemente, de 34.

Días antes, el primero de agosto, también una de las columnas que se construyen en la avenida Félix U. Gómez colapsó hacia el lado norte de dicha arteria, a la altura de la calle Violeta.

En esa ocasión no se reportaron trabajadores o transeúntes lesionados gracias a que minutos antes la obra fue detenida.

La falla fue atribuida al fuerte viento que se presentó durante ese día.

El 23 de abril otra columna que estaba en proceso de armado se desplomó sobre la avenida López Mateos, a la altura de la avenida Los Ángeles.