“Polleros” e indocumentados detenidos por la federal

En una revisión que hicieron al tractocamión los efectivos se percataron que en él viajaban seis personas sin identificación.
Pollero y unidad donde transportaban a los indocumentados.
Pollero y unidad donde transportaban a los indocumentados. (Cortesía)

San Luis Potosí

Dos hombres que hacían labor de "polleros" fueron detenidos por la Policía Federal y a los indocumentados que trasladaban hacia la frontera norte también se les detuvo el viaje. Los hechos fueron en dos situaciones distintas en la carretera federal 57 México – Piedras Negras.

De acuerdo a información de la misma corporación, el primer evento ocurrió en el kilómetro 060 del tramo San Luis Potosí - Núñez, cuando los federales que realizaban en esos momentos labores de vigilancia tuvieron contacto con un tractocamión marca Kenworth, que se desplazaba hacia el municipio de Matehuala.

Pidieron al conductor detenerse para una revisión y una vez que vieron dentro del camarote, encontraron a seis personas que al pedirles alguna identificación, reconocieron ser de origen salvadoreño y que no contaban con documentos que acreditaran su legal tránsito por territorio nacional.

Ante ello, el conductor del camión Florencio Reyna de 57 años de edad, fue detenido y puesto a disposición del Ministerio Público Federal.

El segundo hecho fue sobre la misma carretera pero en el tramo San Luis Potosí - San Juan Capistrán, donde los uniformados detectaron un vehículo de alquiler blanco, taxi, con placas del Estado de México que se desplazaba en dirección a la comunidad de San Juan Capistrán, al que sólo le funcionaba una de las luces delanteras.

Por ese motivo se le pidió detenerse y una vez que revisaron el interior de la unidad, vieron a tres personas que dijeron ser de origen hondureño y tampoco traían documentos para su estancia legal en este país.

El conductor Ricardo Olachia de 30 años de edad originario de Tlalnepantla de Baz, Estado de México, al ser cuestionado sobre el origen de los pasajeros y su destino, dijo que le pagarían 4 mil pesos cada uno por llevarlos hasta el estado de Nuevo León donde los pasarían a Estados Unidos, por lo que el operador también quedó a disposición de la Procuraduría General de Justicia del Estado ante el Ministerio Público de la Federación.