Pérez Pozos pasó sólo unas horas en prisión

El ex funcionario ya había sido liberado porque su detención fue ilegal.

Guadalajara

Apenas unas horas duró en prisión el ex secretario general del Congreso del Estado, Octavio Pérez Pozos, quien pudo recuperar su libertad ayer mismo, después de que la Juez Quinto de lo Penal consideró que su detención fue ilegal.

El ex funcionario fue uno de los dos detenidos como parte de las investigaciones por la empresa Consultora López Castro, contratada por el Congreso del
Estado. En su mensaje con motivo del II Informe de Gobierno, el gobernador Aristóteles Sandoval Díaz destacó que se logró frenar un fraude y evitar el pago de 58 millones de pesos, además de lograr la detención de dos involucrados en este caso.

Sin embargo, para ese momento, ya Pérez Pozos había conseguido su libertad. La detención del ex secretario general y del principal accionista de la empresa López Castro, Rafael López Martínez, fueron confirmadas en entrevista por el fiscal general, Luis Carlos Nájera Gutiérrez de Velasco, quien afirmó
que fue por el delito de fraude.

Pero los datos que dio a conocer Nájera no fueron exactos, por lo menos en el caso de Pérez Pozos. Este fue detenido como parte de una denuncia presentada por el notario Salvador Cosío Gaona, por el delito de enriquecimiento ilícito. Según relató a este diario el mismo Pérez Pozos, fue detenido este
sábado y de inmediato trasladado al penal de Puente Grande.

Las pruebas que se presentaron en su contra fueron copias simples de su declaración patrimonial. El ex funcionario dijo que ya cuando el asunto llegó al Juzgado Quinto de lo Penal, él pudo acreditar que no se trata de pruebas fehacientes, porque su declaración patrimonial sólo puede ser entregada por el Congreso del Estado o por él mismo, con copia certificada.

Afirmó que hay distintas inconsistencias en torno a las actuaciones de la Fiscalía General, que en menos de un mes armó la averiguación previa, para que
pudiera ser detenido un día antes del Informe del gobernador, en un asunto netamente político.

En un oficio de la Comisaría de la Prisión Preventiva, del que MILENIO JALISCO tiene una copia, se ordena la “inmediata libertad del interno de nombre Luis Octavio Pérez Pozos” y se señala como motivo la “detención ilegal”.

En el texto, se afirma que “esta subdirección jurídica no tiene conocimiento que el mencionado interno deba quedar privado de su libertad, al haberse verificado en el sistema de registro estatal de internos, en los expedientes administrativos y tarjetas de control e identificación con las que se cuenta hasta esta fecha, que no se encuentra a disposición de alguna autoridad jurisdiccional o administrativa”.

En su mensaje, el gobernador había destacado que se logró frenar el pago a la empresa López Castro, que hubiera sido “un robo a los jaliscienses por más de 58 millones de pesos”.

Indicó que ya habían advertido que irían hasta las últimas consecuencias y que había dos procesados por fraude, para que “no le quede ganas a ningún particular de asociarse con un funcionario público para robarle dinero a los jaliscienses”. 

La consultora ayudaría al Congreso a recuperar dinero de los denominados “pagos de lo indebido” que se habrían cubierto a Hacienda del 2006 al 2008, y que la empresa asegura se utilizaron para complementar el pago de los impuestos del Poder Legislativo en 2009.