Fiesta familiar termina en pelea

El incidente ocurrió en el ejido La Popular, Durango, cuando un grupo de vándalos agredieron a Jesús Antonio Vázquez Padilla de 26 años, provocándole heridas graves con un arma blanca.
En el ejido la Popular, Durango, un grupo de vándalos atacaron sin motivo aparente a Jesús Vázquez, dejándole heridas graves.
En el ejido la Popular, Durango, un grupo de vándalos atacaron sin motivo aparente a Jesús Vázquez, dejándole heridas graves. (Milenio Digital)

Gómez Palacio, Durango

Una fiesta celebrada en el ejido la Popular, Durango, terminó en riña, luego de que un grupo de individuos que se encontraban bajo el influjo de bebidas embriagantes, golpearan de manera severa a su víctima al que le infirieron grave herida con arma blanca en el abdomen.

El escándalo provocado por los responsables y gritos del afectado, no pasaron desapercibidos para otras personas que llegaron hasta donde ocurrió el incidente donde se encontrata tirado el joven el que a simple vista presentó una herida de la que salía gran cantidad de sangre.

El escándalo provocado por los responsables y gritos del afectado, no pasaron desapercibidos para otras personas que llegaron hasta donde ocurrió el incidente.

Familiares que conocieron del hecho, de inmediato brindaron atención y traslado a Jesús Antonio Vázquez Padilla de 26 años, con vivienda en el sector rural donde se suscitó el problema con el grupo de vándalos que se encontraban en completo estado de ebriedad, que huyeron de inmediato.

Vázquez Padilla, fue internado en el Hospital General, donde personal de la Dirección Estatal de Investigación, cuestionaron a familiares sobre la forma en que se registró la agresión y la posible identificación de los agresores.

Al respecto indicaron que se encontraban en el evento familiar, cuando en determinado momento Jesús Antonio, salió para intentar mover su vehículo a un lugar más cercano, lo que aprovechó el grupo aproximado de diez sujetos que comenzaron a insultarlo sin motivo aparente.

Apenas reclamó a los rijosos, se le abalanzaron en su contra para golpearlo en rostro y diferentes partes del cuerpo, mientras que otro sacó un arma blanca con la que le ocasionó la grave herida, optando todos por huir y escabullirse en el sector habitacional, evadiendo de momento la acción de la justicia.