Corte atrae caso sobre Pablo Salazar por negligencia en hospital

Al ex gobernador de Chiapas se le responsabilizó de negligencia por la muerte de recién nacidos, durante su gestión, en el Hospital General de Comitán, donde murieron 35 niños.
La Suprema Corte de Justicia de la Nación deberá resolver las controversias al respecto.
Con tres votos a favor y dos en contra, la Corte decidió atraer el caso por el interés y trascendencia. (Cuartoscuro)

Ciudad de México

La Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ejerció su facultad de atracción para conocer de un amparo en revisión que involucra al ex gobernador de Chiapas, Pablo Salazar Mendiguchía, quien fue acusado por padres de familia por la muerte de sus hijos en el Hospital General de Comitán, entre 2002 y 2003.

En una votación dividida, de tres contra dos, la Sala determinó atraer el asunto, por el interés y trascendencia del caso, en el que está implícito el derecho a la salud.

El asunto llegó a la Corte porque el juzgado Segundo de Distrito con residencia en Tuxtla, Gutiérrez, Chiapas, amparó a Salazar Mendiguchía y por otra parte sobreseyó el juicio contra el ex mandatario estatal, a quien se responsabilizó de negligencia por la muerte de los recién nacidos, durante su gestión, en el mencionado nosocomio, donde murieron 35 niños, entre noviembre de 2002 y enero de 2003.

El matrimonio conformado por Concepción Alfonso Zamorano y José Antonio Morales López (quienes perdieron a sus gemelos) impugnaron el fallo, por lo que el asunto escaló al Tercer Tribunal Colegiado del Vigésimo Circuito.

Sin embargo, ante los fallos adversos, el agente del Ministerio Público Federal llevó el caso al Tribunal Colegiado de Circuito del Centro Auxiliar de la Séptima Región, con residencia en Acapulco, quien solicitó a la Corte la atracción del caso.

Durante la gestión de Juan Sabines, como gobernador de Chiapas, la Procuraduría General de Justicia de esa entidad decidió reabrir la investigación y ejerció acción penal en agosto de 2011 contra Salazar Mendiguchía.

Dos meses antes, el entonces procurador Raciel López dijo que se integraba una averiguación previa contra el ex mandatario estatal, por la muerte de los bebés; en ese momento, Salazar se encontraba preso en el penal de El Amate, por su probable responsabilidad en el delito de peculado por 104 millones de pesos en agravio del estado.

Raciel recordó que el 25 de abril de 2004, la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) emitió la recomendación 24/2004, dirigida al entonces gobernador de Chiapas, Pablo Salazar, tras acreditar una inadecuada atención médica en ocho de los 35 casos de recién nacidos fallecidos durante los meses de diciembre de 2002 y enero de 2003, en el Hospital General "K" de Comitán de Domínguez, Chiapas.

El 3 de enero de 2003 la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Chiapas radicó de oficio la queja número CEDH/COM/002/01/2003, por la denuncia aparecida en un programa de radio de una estación local en el que se informó sobre la presunta negligencia médica en el Hospital General de Comitán de Domínguez, Chiapas, a causa de la cual fallecieron cuando menos 18 menores recién nacidos.

Mediante un diagnóstico emitido el 13 de enero de ese año de manera conjunta por la Secretaría de Salud, la Procuraduría General de Justicia y la Contraloría General de Gobierno del Estado de Chiapas, así como por la Organización Panamericana de la Salud (OPS), se estableció que en ese hospital no se contaba con la infraestructura y los recursos humanos suficientes para atender la demanda de cuidados neonatales, así como que hubo inadecuado control prenatal en la mayoría de los casos.