Opositores piden dar celebridad a proceso contra un ex funcionario

El ex titular de Desarrollo Social, Abinadab Hernández está acusado de fraude.
Recordaron que fueron defraudados más de 50 personas por Hernández.
Recordaron que fueron defraudados más de 50 personas por Hernández. (Archivo)

Progreso

El Movimiento por la Dignidad de Progreso de Obregón (MDPO) cuestionó la lentitud del proceso judicial contra el ex director de Desarrollo Social del gobierno local, Abinadab Hernández, acusado presuntamente del delito de fraude en perjuicio de decenas de personas de escasos recursos.

Mediante un manifiesto dirigido a la población, el movimiento opositor, señala que la situación se mantiene impune a un año de ocurridos los hechos.

En este sentido, exigen justicia para que se castigue al responsable y a otros funcionarios que aseguran también tiene culpa.

Alegan que "no existe respuesta alguna de las autoridades judiciales competentes", como es el caso de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo.

Ante esto pobladores de Progreso de Obregón se dijeron molestos ante la instancia que supuestamente procura "Justicia" en el estado".

El movimiento comandado por el regidor Armando Mera Olguín, informó que "fueron defraudados más de 50 personas por cantidades que van desde los tres mil pesos hasta los cien mil pesos".

Producto de lo anterior, recordó que los agraviados externaron su molestia "ante esta impunidad que vivimos hoy en nuestro estado". Sobre todo porque aduce que es "un estado donde no pasa nada y reina la impunidad".

Señalaron al secretario general municipal Uriel Levit Hernández, y familiar del ex servidor público y al alcalde, Alfredo Zúñiga Avilés de encubrir al ex funcionario local.

Recordó que en su momento dichos funcionarios informaron sobre el programa de apoyo a la vivienda, pero al final de cuentas resultaron estafados, señalaron.

Es decir que "para contar con dinero en efectivo y así engañarnos, el programa consistía en pagar en efectivo el 50 por ciento del valor total de cemento, grava, arena, varilla, láminas, etcétera".

Dicho programa, informó que estaba conformados por colonos de Bondho, Cerrito Colorado, El Moreno y Xochitlán a los cuales les extendían recibos a nombre de Abinadab Hernández donde indicaba la cantidad de dinero en efectivo recibida, por lo que mucha gente creyó que este programa era real".

Sin embargo, alega que "sólo vino a estafarnos, ya que estas personas quedaron a deber más de 1 millón de pesos a todos los defraudados, en su momento lo hicimos saber a las autoridades competentes (MP), pero solo nos daban largas o simplemente nos decían que ya nos iban a pagar, cosa que no sucedió".

Ello a pesar de que "decidimos denunciar penalmente a Abinadan Hernández y al secretario municipal Uriel Hernández, quienes eran los que ofrecían estos disque apoyos a la vivienda".

Añade que ante esta situación el ex director de desarrollo "emprendió la huida con nuestro dinero (no sabemos dónde está) y hasta el momento las autoridades judiciales del estado se dicen muy ocupadas para atender este caso.

Y por lo mismo "venimos a este medio para que todo el municipio de Progreso se entere de la clase de sistema judicial que tenemos en Hidalgo, uno que solo trabaja bajo sobornos, que protege sus intereses, que permite la Impunidad".

Exigimos justicia, que se nos devuelva nuestro dinero y que la PGJEH aplique todo el peso de la ley a Abinadab Hernández, a Uriel Hernández y Alfredo Zúñiga Avilés, "tal pareciera que Hidalgo no existe la palabra justicia".

CLAVES

El boque de regidores contrarios al alcalde, Alfredo Zúñiga Avilés, han denunciado su inconformidad ya que desde hace un año tres meses la asamblea de Progreso de Obregón no ha sesionado.

Lo anterior ha traído como consecuencia rezagos de consideración en la agenda legislativa de la asamblea municipal.

Lo anterior se la atribuye a las pugnas que desde hace dos años mantienen el alcalde y regidores, quienes en reiteradas ocasione han mostrado las diferencias que mantienen, cuyo escenario ha sido calificado por la población como algo irreconciliable.