Operativo por levantón de agente, falsa alarma

El policía investigador admitió haberse quedado dormido en su casa y no contestaba el teléfono.
Jesús Madrigal Abonce lleva 22 años de servicio como agente investigador
Jesús Madrigal Abonce lleva 22 años de servicio como agente investigador (Juan Levario)

Guadalajara

Cuando no apareció en el punto donde había acordado agruparse con sus compañeros, los superiores de un policía investigador supusieron que lo habían “levantado” en la zona de El Fortín, Zapopan, y desplegaron un operativo de búsqueda con participación de unas 60 patrullas y el helicóptero Halcón, pero después admitió que estaba en su casa, durmiendo.

Jesús Madrigal Abonce lleva 22 años de servicio como agente investigador, y la mañana de este miércoles estuvo realizando un operativo con sus compañeros de la Fiscalía Central del área de robo de vehículos en la zona de Mariano Otero cercana a la colonia El Fortín. El jefe de grupo les permitió retirarse tres horas para comer, acordando que se verían a las 19:00 horas en una gasolinera.

Según el responsable del grupo de agentes, Madrigal Abonce se comunicó con él, vía telefónica, para informarle a las 18:30 horas que ya había llegado y le dio la orden de esperar, pero al llegar el resto del grupo, ya no lo encontraron y comenzaron a buscarlo.

El policía investigador dijo este jueves que estuvo esperando a sus compañeros entre 15 y 20 minutos, pero se retiró porque no llegaban.

Los agentes investigadores estuvieron comunicándose a casa de Madrigal Abonce, donde les dijeron que había salido a trabajar, así que los superiores del policía decidieron iniciar un operativo de búsqueda en la zona: “creímos en ese momento que él tomó la decisión de aventurarse a dar un rondín pie tierra para checar la zona”.

Oficiales de la Fiscalía, de la Fuerza Única y de la policía municipal participaron en el operativo, que finalizó después de las 24:00 horas, cuando Madrigal Abonce les avisó que estaba en su casa.

“Lo que pasa que me quedé dormido en mi casa, lo que pasa que el trabajo éste es muy estresante aquí, yo llegué y llegué a dormirme a mi domicilio”, admitió el policía, aunque sus compañeros indicaron que antes de ir a dormir estuvo tomándose unas cervezas. Sus superiores ya iniciaron el procedimiento administrativo para cesarlo de su cargo.