Ofrecen recompensa por atacantes del bar RE

De acuerdo a los videos de las cámaras de seguridad, son aproximadamente ocho hombres los involucrados, quienes también están relacionados en el ataque a una casa en Apodaca.

Monterrey

Una recompensa por más de un millón de pesos ofrece la Procuraduría de Justicia de Nuevo León a quien dé información de las personas que cometieron el ataque en el bar 'RE', en el municipio de San Nicolás.

Adrián de la Garza Santos, titular de esta dependencia, confirmó que el ataque está vinculado con la delincuencia organizada, ya que los empleados del negocio brindaban protección a un grupo del narcotráfico.

El pasado 22 de diciembre, un grupo formado por al menos ocho personas irrumpieron en dicho bar que se encuentra ubicado en el cruce de las avenidas Sendero y Universidad.

En este atentado murieron tres personas y otras más resultaron con lesiones de consideración.

"Lo que ellos sospechaban, los zetas son los perpetradores de este hecho, y lo que sospechaban es que el grupo contrario estaba tratando de vender droga en este bar y no se les había permitido, los zetas tenían la sospecha de que había otro grupo adentro trabajando vendiendo droga", señaló el funcionario.

De la Garza Santos mencionó que tras la investigación y el levantamiento de evidencias lograron obtener imágenes de las cámaras de seguridad donde se observan a cuatro hombres, dos de ellos portando armas largas.

Uno de ellos es conocido con el apodo de 'El Fresa', tiene una edad aproximada a los 21 años, es de complexión delgada, tez aperlada y cabello corto.

El segundo es de complexión robusta, tez morena y los dos restantes de una edad cercana a los 25 años.

Por cada uno de ellos, la Procuraduría ofrece la cantidad de 287 mil 410 pesos para quien aporte datos que lleven a la captura.

Se informó además que este grupo armado también es responsable del ataque realizado a una vivienda ubicada en la colonia Los Ébanos, en el municipio de Apodaca, donde una menor de edad resultó lesionada.

"Probablemente fue por la sospecha de que estas personas, como acudían a este bar, estuvieran relacionados con drogas, en virtud de que los meseros y los gerentes no permitían la venta de droga; una de las personas de la casa, entre otros, acudían a este bar y hasta este momento no hemos encontrado de la persona una relación con la delincuencia organizada", indicó el procurador.