Perfil: 'El Chayo', el narco que no murió en 2010

Pese a que durante la administración de Felipe Calderón se dio por muerto a Nazario Moreno González, los líderes de bandas ligadas a 'La Familia' aseguraron que 'El Chayo' no fue abatido.  
Nazario Moreno 'El Chayo' / cártel: Los Caballeros Templarios.
Nazario Moreno 'El Chayo' (Especial)

Ciudad de México

Nazario Moreno González 'El Chayo', fundador de ''La Familia Michoacana", nació el 8 de marzo de 1970, en Apatzingán, Michoacán.

Cuando era adolescente migró como indocumentado a Estados Unidos, donde fue arrestado por primera vez en 1994 en McAllen, Texas, por introducir mariguana bajo las órdenes de Carlos Alberto Rosales, 'El Tísico'.

En 2004, la Corte Federal del Distrito Sur de Texas, con sede en McAllen, libró una orden de aprehensión contra 'El Chayo' por introducir más de cinco toneladas de mariguana entre junio de 2002 y agosto de 2003. De igual manera, la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA) presentó cargos contra Moreno por lo que 'El Chayo' regresó a México.

En 2004, gracias a una alianza con el Cártel del Golfo, formó un grupo denominado "La Empresa," el cual ofrecía préstamos a campesinos, escuelas e iglesias. 'Los Zetas' brazo armado de los del Golfo, le enviaran instructores para adiestrar a sus pistoleros.

Pero la decisión de 'Los Zetas' de mantenerse en Michoacán, región clave para el narcotráfico por sus costas en el océano Pacífico y sus montañas, creó una rivalidad entre ambos grupos y en ese momento nació 'La Familia Michoacana'.

Una de las primeras apariciones públicas de esta organización fue en 2006, cuando arrojaron las cabezas de cinco personas a una pista de baile de la ciudad de Uruapan, Michoacán, acompañadas de este mensaje: "Solo muere quien debe morir..." Cabe mencionar que 'El Chayo' justificaba la violencia de su grupo como una "justicia divina" para proteger a Michoacán de otros criminales.

Moreno González se encargaba de motivar psicológicamente a los sicarios de la organización y fue el primero en utilizar una doctrina pseudorreligiosa para reclutar y controlar a los miembros de 'La Familia', quienes en los últimos años lo elevaron a la categoría de "santo".

El cártel encabezado por 'El Chayo' tiene como rivales a los hermanos Beltrán Leyva, el Cártel del Golfo y Los Zetas, mientras que mantiene vínculos con el Cártel de Sinaloa y el de Tijuana.

Según el gobierno federal, durante la administración de Felipe Calderón, Moreno González fue abatido el 9 de diciembre de 2010 durante un operativo en Apatzingán de la Policía Federal, el Ejército y la Marina, pero su cadáver no fue mostrado a la opinión pública, ya que el cuerpo fue levantado por integrantes de 'La Familia'.

Sin embargo, en octubre de 2011 comenzaron a correr rumores de que Nazario Moreno no estaba muerto.

Tras la captura de Mario Buenrostro Quiroz, líder de 'Los Aboytes', organización criminal dedicada al secuestro y vinculada a 'La Familia Michoacana', el detenido declaró que 'El Chayo' no fue abatido.

Lo mismo dijo Juan Carlos Muñoz Vargas, 'El Pariente', líder de La Familia en Neza, y quien fue arrestado en agosto de 2012.

La más reciente afirmación de que 'El Chayo' seguía con vida vino del padre Gregorio López, encargado de la Parroquia de Nuestra Señora de la Asunción, adscrita a la Diócesis de Apatzingán.

Tras esas versiones, el gobierno federal, a través del Comisionado Nacional de Seguridad, Manuel Mondragón y Kalb, tuvo que admitir que no había elementos para confirmar el fallecimiento de 'El Chayo' tal y como se dijo en 2010.

En los últimos tres años, Moreno se habría ocultado en montañas y pueblos de Michoacán, donde fue creciendo un culto hacia su persona con altares y figuras en honor a "San Nazario" en los que se le veía con una espada, túnica y cruz roja en el pecho características de los Templarios.