"'El Mayo' traicionó a mi papá”: hija de 'El Chapo'

Me visitó dos veces en California tras fugarse del penal del Altiplano, asegura; sin dar nombres, afirma que funcionarios y políticos recibieron dinero de su padre para financiar campañas.

México

Ismael El Mayo Zambada y el gobierno mexicano traicionaron a mi padre", aseguró Rosa Isela Guzmán Ortiz, hija mayor de Joaquín El Chapo Guzmán.

En entrevista con el diario británico The Guardian, la mujer, de 39 años, reveló que tras fugarse del penal de máxima seguridad del Altiplano en julio del año pasado, su padre la visitó dos veces en Estados Unidos.

Sin precisar nombres ni cargos, denunció también que políticos y funcionarios mexicanos recibieron dinero de su padre para financiar sus campañas electorales a cambio de protección.

Rosa Isela, quien dijo al diario en julio del año pasado ser propietaria de salones de belleza y autolavados, señaló que antes de ser recapturado por segunda ocasión, en febrero de 2014, El Chapo se había retirado del narcotráfico y planeaba legarlo a Iván Archivaldo.

"Mi papa había pasado la antorcha a mi hermano y pensaba hacerse a un lado y descansar", manifestó al detallar que la idea no le gustó al otro líder del cártel de Sinaloa, El Mayo Zambada, quien de manera inusual citó a El Chapo en un hotel de Mazatlán, donde las autoridades lo capturaron.

"Él (Joaquín) ya se había retirado, era solo cuestión de suavizarlo con El Mayo (...) Estamos completamente seguros de que él lo entregó. Se reunían siempre en lugares privados y mi padre pareció extrañado que él sugiriera ese lugar", subrayó al periódico, en una de las entrevistas realizadas en persona, por teléfono y vía Skype.

Tras su captura en 2014, el capo fue internado en el penal del Altiplano, en el Estado de México, del que escapó casi año y medio después a través de un túnel de 1.5 kilómetros cavado debajo de la regadera de su celda, fuga que, según Rosa Isela, fue pactada.

Calificada por el gobierno federal de "afrenta para el Estado mexicano", la huida de El Chapo significó también para su hija un golpe humillante, ya que había sido aprobada por "funcionarios de alto rango".

"El escape de mi padre era un acuerdo. El gobierno rompió su promesa. Si hay pacto, no lo respeta", reprochó.

Quien estuvo casada con Vicente Zambada Niebla, El Vicentillo, a petición de su padre, definió a Guzmán Loera como un hombre de familia que construyó un negocio exitoso con la aprobación del gobierno mexicano.

"Mi padre no es un criminal. El gobierno es culpable", dijo la ciudadana estadunidense quien en el encuentro, según describió The Guardian, portaba un Rolex en la muñeca y una bolsa Louis Vuitton.

Cruzó la frontera

Rosa Isela manifestó que después de escaparse, su padre viajó dos veces a California para visitarla a ella, a sus hijos y a las gemelas que procreó con su actual pareja, la ex reina de belleza Emma Coronel.

Sin puntualizar la fecha de los encuentros, porque "no contaba con la autorización de su padre", dijo que el sinaloense viajó para conocer la casa que le obsequió: un inmueble con cinco dormitorios, sala de juegos y garaje para cuatro vehículos.

Sin embargo, en la entrevista no develó detalles de cómo el narcotraficante cruzó la frontera sin ser detectado: "Yo le pregunto lo mismo... créame. Lo único que sé es que mi padre le encargó a su abogado que entregara algunos cheques para campañas y pidió que se le respetara".

Al omitir los nombres y los cargos de los funcionarios y políticos que aceptaron "la ayuda", informó que la familia ya analiza si publicará copias de esos cheques.

Reprochó que a pesar de los sobornos éstos no respetaron el pacto. "Ahora que lo capturaron dicen que es un criminal, un asesino, pero no decían eso cuando pedían dinero para sus campañas. Son unos hipócritas", acusó.

Hasta un animal...

A las recientes declaraciones de la esposa de El Chapo, Emma Coronel, y de su hija, se sumaron ayer las de su hermana Bernarda Guzmán Loera, quien declaró que el cabecilla del cártel de Sinaloa "no le hizo daño a nadie".

Afuera de la cárcel del Altiplano y acompañada por los representantes legales del capo, justificó la segunda fuga de su hermano: "Hasta un animal racional busca su libertad".

El abogado José Luis González Mesa anunció que iniciarán una huelga de hambre en las próximas horas para exigir que su cliente reciba un trato digno.

Informó que a esta protesta se sumarán los litigantes Juan Pablo Badillo y Carlos Urrutia."Nos preocupa que sea tratado peor que a un criminal de guerra", subrayó.